País

Saltan más casos de hijos de políticos con becas de Itaipú

 

En Fernando de la Mora, Villa Hayes y Santa Elena continúan las denuncias sobre las becas de Itaipú que fueron otorgadas este año a hijos y sobrinos de políticos colorados, algunos de los más influyentes en sus zonas.

El reglamento de las becas establece que los destinatarios deben ser jóvenes provenientes de familias de escasos recursos económicos.

Es este el objetivo principal del programa, remarca el documento oficial.

Quizás el caso más llamativo actualmente sea el del hijo del secretario general de la Gobernación de Presidente Hayes, Félix Ruiz Larramendia.

Lea más: Tras irregularidades, son excluidos de las becas de Itaipú 55 estudiantes

Informaron que en este distrito, el secretario general es además asesor legal del gobernador Rubén Roussillón, quien había sido imputado por supuesta lesión de confianza, precisamente con recursos que debieron destinarse al sector educativo con el Fonacide.

Una mejor alumna de un colegio de Villa Hayes había escrachado el año pasado al gobernador por esta causa y fue sancionada por ello.

“El papá es una persona adinerada, conocido por todos en la zona”, indica una de las denuncias sobre el caso.

También en Villa Hayes, figura otra joven hija supuestamente de altos funcionarios del MEC, a quien se la ve en viajes por Europa, en su red social. Se trata de Paula Aramí Jara.

La beneficiada de Fernando de la Mora es hija de políticos colorados de la localidad y también se pasó viajando por el mundo, según cuentan sus ex compañeros del Colegio Técnico Nacional (CTN).

“Su familia es de plata, ella se pasaba viajando en la época del colegio”, reclamaron.

Es hija de políticos colorados de la ciudad conocida como “joven y feliz”.

Su tío es el concejal fernandino por la ANR, Alcides Samudio Peña.

El sueño universitario, mientras, permanece distante para más de 600 jóvenes que pasaron las pruebas y viven en condiciones precarias, pero no son tenidos en cuenta por los directivos de la binacional.

Más reclamos. El caso de Santa Elena, municipio de Cordillera, afecta a una sobrina del intendente, el también colorado Miguel Olmedo. Se trata de una menor de edad, hija de una supervisora del MEC de la zona.

“La beca es para indigentes, pero también para inteligentes”, fue la primera respuesta de la mamá, la supervisora Cynthia Mora ante la consulta. Luego indicó que la evaluación socioeconómica se realizó en la vivienda donde habitan con sus hijos, la casa del abuelo paterno.

“Yo no tengo ni casa, ni auto, mi hermano como intendente cobra apenas G. 2.600.000, solo le quieren perjudicar denunciando mi situación”, aseguró la educadora. Sobre una foto de la hija en viajes a Disney, Mora confirmó que la joven viajó, pero como un regalo de sus padrinos.

“Mi hijo también accedió a la beca el año pasado, pero se aplazó y le cancelaron de inmediato, yo ni mi hermano tenemos contactos con nadie para presionar. Mis hijos son mejores alumnos desde el primer grado”, remarcó.

El primer hecho de este tipo se dio con la hija del presidente de la seccional colorada Nº 1 y concejal suplente de Coronel Oviedo, Raúl Vera.

Desde la Itaipú, no quieren dar a conocer el listado de los 55 excluidos por confirmarse irregularidades en el proceso de adjudicación. Estos jóvenes no pasaron las evaluaciones socioeconómicas.

A duras penas, el director de la binacional, José Alberto Alderete, reconoció el error “con el dolor en el alma”.

Sin becas. El grupo de jóvenes de escasos recursos que aprobaron los exámenes, pero fueron apartados por los directivos de la Itaipú, continúan con su campaña denominada Becas para todos.

Desde el Congreso Nacional analizan igualmente el pedido de interpelación a Alderete y exigir informes a la binacional sobre las adjudicaciones y todo el proceso que se llevó adelante.

Dejá tu comentario