Mundo

Roscosmos estudia aplazar el lanzamiento de Soyuz MS-13 tras petición de NASA

La agencia espacial rusa estudia la solicitud de la NASA de aplazar el lanzamiento de la nave espacial tripulada Soyuz MS-13, declaró hoy en su cuenta de la red social Twitter el responsable de Roscosmos, Dmitri Rogozin.

La víspera la NASA solicitó a su Roscosmos posponer el lanzamiento hasta finales de julio, lo cual implicaría mantener cerca de tres meses más la tripulación de la Estación Espacial Internacional (EEI) en el espacio.

La entidad estadounidense explicó su solicitud con las demoras de los ensayos de la nave espacial Crew Dragon.

"Analizamos la solicitud de la NASA. Tomaremos la decisión tomando en cuenta la opinión" de los expertos del fabricante ruso de naves espaciales Energuia. "De momento la fecha se mantiene en el 6 de julio", afirmó.

Según Rogozin, la decisión respecto al cambio de fecha será tomada próximamente.

Lea más: "SpaceX lanza CrewDragon, su primera nave diseñada para astronautas"

Anteriormente una fuente de la rama espacial rusa comentó a la agencia TASS que el lanzamiento de la nave Crew Dragon, previsto anteriormente para julio, podría ser pospuesto para fines de noviembre de 2019 por problemas técnicos.

Por ello, la NASA se dirigió a Roscosmos con esta petición, y los expertos rusos valoran el 20 de julio como fecha probable, puesto que permitiría la posibilidad de realizar un esquema de vuelo de seis horas.

La nave Crew Dragon, de SpaceX, realizó su primer vuelo a la EEI el 2 de marzo y se acopló exitosamente a la estación el 3 de marzo.

Cinco días más tarde, la nave retornó a la Tierra, amarizando en el océano Atlántico.

Nota relacionada: "Cápsula Crew Dragon vuelve a la Tierra con éxito"

Desde 2011, cuando Estados Unidos puso fin a su programa de transbordadores, el relevo de las tripulaciones en la EEI se efectúa exclusivamente con las naves rusas Soyuz.

Esta circunstancia permite a Roscosmos ingresar ingentes sumas de dinero por transportar a los astronautas de la NASA hacia y desde la plataforma orbital.

La creación de la naves Crew Dragon y Starliner, un aparato fabricado por Boeing que próximamente efectuará un vuelo de prueba a la EEI, pondrá fin al monopolio ruso de transporte de tripulantes al laboratorio espacial.

Fuente: EFE

Dejá tu comentario