Política

Reclaman que Marito no consulta al partido para tomar decisiones

 

Varios dirigentes de las bases coloradas resaltaron la necesidad de que las autoridades de la Asociación Nacional Republicana (ANR) se pronuncien ante los temas de interés nacional, y reclamaron que no haya postura oficial desde el partido, motivo por el cual el presidente de la República, Mario Abdo Benítez, no tiene respaldo político de la agrupación que lo llevó al poder.

Uno de los que llamó la atención sobre este punto fue Alfredo Florentín, del movimiento Nueva Dirigencia Colorada, quien dijo que los sectores sociales están abandonados y la ANR no emite ningún comunicado.

Sin embargo, el senador cartista Enrique Riera, si bien no negó la ausencia de posturas oficiales, retrucó la acusación, y dijo que en realidad es el mandatario el que no consulta a su partido y que prefiere escuchar a la oposición.

“El presidente no le consulta nada al partido, toma decisiones solo y después paga los precios. Le obedece más a la oposición que al partido que le ayudó a ganar”, manifestó Riera.

Indicó que con frecuencia hay reuniones en los que se sientan posiciones y adelantó que si llegara a ser presidente del partido, emitiría comunicados. Igualmente, aclaró que el apoyo del partido desde el movimiento Honor Colorado es siempre complicado. “Hay apoyo crítico, nosotros ayudamos a que llegue este gobierno y nuestra crítica es que las actuaciones que toma el Gobierno las hace sin consultar con el partido y despreciando a quienes le ayudamos a ganar. Le obedece más a quienes hasta hoy no le reconocieron el resultado”, apuntó.

Por su parte, el presidente del Partido Colorado, Pedro Alliana, respondió las críticas, argumentando que el oficialismo, en este caso el movimiento Colorado Añetete, no participa de las actividades.

Señaló también que la postura de los colorados se demuestra a través de los votos de los parlamentarios en ambas cámaras del Congreso.

“Nosotros podemos sentar toda la postura que queramos dentro del partido con un comunicado o manifiesto, pero tampoco eso afecta a la decisión que toma cada parlamentario. No hay mandato imperativo de los partidos políticos, muchas veces hemos bajado línea y sentado postura y no respetaron, pero cada uno es responsable de su voto”, comentó Alliana.

En las redes sociales, algunos sectores extendieron este reclamo. “Es necesaria una postura oficial desde la ANR en este caso (sobre Dionisio Amarilla), está en juego el interés de casi 800.000 asegurados (de IPS) y el partido en el poder no puede estar en silencio mirando el techo, debe comunicar su postura institucional”, expresó en Twitter un movimiento colorado.

Anteriormente, la Asociación de ex presidentes de Seccionales Coloradas había manifestado que el hecho de que la ANR no se pronuncie ante los temas importantes del país debilita políticamente al Gobierno y reclamó participación activa.

Dejá tu comentario