Mundo

Quedó ciego por mala higiene al usar lentes de contacto

Un joven británico quedó ciego en uno de sus ojos por bañarse sin sacarse sus lentes de contacto. Al mismo se le detectó una infección causada por un parásito que se transmite por la mala higiene al usar este tipo de gafas.

Nick Humphreys, de 29 años, quien ahora espera un trasplante de córneas, decidió hacer público su caso para que a otras personas no les suceda lo mismo.

“Honestamente, puedo decir que si hubiera tenido la más mínima idea de que esta era una posibilidad remota, nunca habría usado lentes de contacto en primer lugar”, publicó el joven en su Facebook.

Nota relacionada: Exponerse al sol con lentes de contacto podría dañar los ojos

"Es crucial que la gente sepa que esto puede pasar y que puede suceder por algo tan simple como meterse en la ducha”, agregó.

Humphreys explicó que decidió usar lentes de contacto porque le eran más cómodos para ir al gimnasio. El joven reconoce que hizo caso omiso a las recomendaciones y se bañaba con sus lentes puestos.

Con el tiempo, comenzó a notar que le costaba ver bien con el ojo derecho. Sin asistir al oculista, decidió comprar unas gotas oftálmicas de venta libre, pero en lugar de mejorar, perdió aún más la visión, informó el portal de TN.

Puede leer: Lentes de contacto pueden contribuir a contaminación del agua

Cuando el joven periodista decidió acudir al especialista, le detectaron una infección de queratitis, causada por la ameba Acanthamoeba. Este parásito se aloja en el ojo a partir de pequeñas lesiones causadas por los lentes de contacto.

De acuerdo con la Academia Americana de Oftalmología, la aparición de la Acanthamoeba keratitis coincidió con la expansión del uso de lentes de contacto.

La mala higiene de los lentes, el uso de agua de la canilla para limpiar o almacenar los lentes de contacto, o la contaminación de los lentes con agua de las piletas, aumentan el riesgo de infección, alertan los expertos.

Dejá tu comentario