Política

Parlasurianos pueden estar tranquilos por otro año más

 

Cuando todo indicaba que el proyecto de ley por medio del cual se pretendía la abrogación del protocolo constitutivo del Parlamento del Mercosur (Parlasur) sería tratado en un plazo de 30 días, ya que la sesión de la Cámara de Diputados en la que se estaba estudiando el tema ayer quedó sin cuórum, en una jugada en medio de negociaciones entre los colorados y un grupo de liberales, finalmente, el documento fue remitido al archivo en una sesión extraordinaria.

De esta manera, la iniciativa que buscaba eliminar la forma de elección de los parlasurianos para así ahorrar unos G. 23.000 millones al Presupuesto General de la Nación no podrá volver a tratarse en el lapso de un año.

La mayoría de los legisladores se habían retirado de la sesión ayer cuando empezó a escucharse por los pasillos que se tendría una sesión extraordinaria y de a poco fueron apareciendo nuevamente en la sala los diputados, hasta completar el cuórum correspondiente, que son 41, de los 80 miembros.

El reglamento interno de la Cámara establece que para convocar a una extraordinaria se necesita de una solicitud firmada por 15 diputados, cuando no es convocada en el pleno por el presidente; sin embargo, dicho documento no fue dado a conocer, a pesar de los reiterados pedidos.

Misma situación se dio con el registro de votación, que tampoco se entregó a los medios de comunicación, como es habitual.

Incluso el patriaqueridista Sebastián Villarejo entró a la sala para reclamar que no fueron notificados de la convocatoria, y que no se cumplía con el reglamento. Su queja cayó en saco roto.

UNIDAD. Todas las bancadas coloradas ya hicieron su primera demostración de fuerza para rechazar el citado proyecto y lo hicieron con el apoyo de los liberales Édgar Ortiz, Sergio Rojas, Manuel Trinidad, Carlos López, Enrique Mineur, Carlos Portillo, Rodrigo Blanco, Esmérita Sánchez y Arnaldo Rojas Feris.

Los liberales ingresaron para dar cuórum luego de intensas negociaciones con los líderes colorados y el presidente de la Cámara Baja, Miguel Cuevas, y el titular del Partido Colorado, Pedro Alliana.

Ortiz, Mineur y Blanco fueron los encargados de las negociaciones, que incluyen la conformación de la mesa directiva a renovarse en junio próximo.

La iniciativa presentada por las diputadas Kattya González y Norma Camacho fue enterrada sin ningún argumento en contra. Una vez que se inició la sesión extraordinaria, el cartista Justo Zacarías Irún propuso que el proyecto sea rechazado y remitido al archivo, postura apoyada por la líder de la bancada Añetete, Jazmín Narváez.

La moción se llevó a votación, fue al archivo y se levantó la sesión.

Minutos antes, González les recordó que se había decidido en comisión aplazar el proyecto por 30 días y que estaban incumpliendo la palabra empeñada.

Lamentó que no se dio la posibilidad de que el tema sea debatido con la seriedad que se merece y remarcó que no hace falta contar con los parlasurianos para ser parte del Mercosur.

Dejá tu comentario