Arte y Espectáculos

Padre, hijos y nietos, unidos por el amor a la música y la armonía familiar

Ensamblados por la música y sostenidos en la tradición familiar, Los Alfonso y Los Alfonsitos celebran hoy el Día del Padre, con la satisfacción de contar con la presencia de su padre y fundador, el músico Simeón Alfonso.

María Rosa Rolón

“El grupo Los Alfonso se lo debe todo a este señor. Él fue quien nos inculcó desde chicos el amor a la música”, expresa la cantante Rosa María Alfonso, refiriéndose a su padre, Simeón Alfonso, fundador de la agrupación, quien lo mira atento durante una entrevista en la Redacción de ÚH.

Los Alfonso tiene sus orígenes en Yhú, Caaguazú, de la mano del artista guaireño Simeón Alfonso (ganador del Festival del Lago Ypacaraí, año 1981, categoría Dúo con su hermano Faustino Alfonso) y su esposa, María Angélica Chávez.

Don Simeón expresa que como papá siente orgullo de su descendencia y de la armonía familiar y la tradición musical que siguen manteniendo sus hijos y nietos. “Estoy demasiado feliz y satisfecho al ver a mi familia, que son un ejemplo para la sociedad. En casa todavía se escucha buen día papá, buen día mamá, y les damos la bendición”, comparte el artista.

Ensamblados. Hoy, a 29 años de la conformación, sus hijos quienes integran Los Alfonso comparten escenario con Los Alfonsitos, la tercera generación familiar que también emprendió esta apasionante carrera. “Como tercera generación estamos muy orgullosos de poder seguir esta tradición musical. Tratamos de hacerlo de la mejor manera. Se nos inculcó en casa el amor a la música y creo que también nacimos con esa pasión dentro de nosotros”, refiere Jesús Alfonso, nieto de Simeón Alfonso.

El joven señala que contaron con todo el apoyo de sus padres, tíos y abuelo. “Crecer en una casa en donde todo es música es lo mejor. La música alegra cualquier ambiente. En nuestra casa grande, que es la casa de mi abuelo, no falta la música ni la alegría. Todavía no soy papá, pero me gustaría que mis hijos puedan seguir también esta pasión. Empecé cantando a los cinco años y a los ocho mis padres me hicieron grabar un disco de cinco canciones”, refiere Jesús.

Por su parte, Juan José Alfonso, también integrante de Los Alfonsitos, refiere que para ellos es un privilegio ser parte de la familia Alfonso. “Cuando éramos chicos veíamos que ellos actuaban y nosotros decíamos: ‘Ojalá algún día podamos ser como ellos’. Y hoy ya estamos compartiendo escenario”, manifiesta con entusiasmo, José.

La tradición sigue y hoy, la voz femenina Ayelem Thaís Alfonso Ledesma, de 15 años, también se perfila como cantante, con un estilo moderno.

Actualmente, el objetivo de los músicos es fortalecer la unión de ambas agrupaciones. “Ahora, con los chicos, que son nuestro orgullo, estamos preparándonos para armar el grupo de Los Alfonso con Los Alfonsitos, ensamblados. Estamos proyectando de a poquito, porque a la larga, ellos van a ser Los Alfonso y serán quienes lleven la bandera del grupo”, finaliza Rosa María.

Dejá tu comentario