Hora del Este

Nativos viven en la miseria en la zona fronteriza

Son aborígenes de parcialidades Avá Guaraní y Mbyá, venidos de Caaguazú, Caazapá, Coronel Oviedo, San Pedro y Concepción. La precariedad es similar en Puerto Iguazú, Argentina, y Foz de Yguazú, Brasil.

Martes|5|AGOSTO|2008

Por Wilson Ferreira, Ciudad del Este

Un total de 9 familias indígenas, entre ellos 22 niños, niñas y adolescentes, que en más de una oportunidad fueron trasladados hasta sus comunidades de origen tanto por la Gobernación como por la Municipalidad, hoy están de vuelta cerca de la Terminal de Ciudad del Este, en el Alto Paraná.

En su mayoría son del departamento de Caaguazú, específicamente de las comunidades denominadas Jovy, Pindo i y Mbocaja Yguazú, además de Takuarusu de la localidad de Caazapá.

Los nativos de la parcialidad Mbyá son los más vulnerables, por tratarse de los más pobres y son los que acuden a las ciudades buscando sobrevivir.

AVASALLADOS. María Núñez, indígena con dos niños, dijo que vino de Pindo i, debido a que son avasallados por campesinos. Alegó que no tienen con qué alimentarse y están obligados a trasladarse hasta Ciudad del Este para mendigar. Dijo que algunos miembros de su comunidad incluso se trasladan, cruzando el Puente de la Amistad a pie, a la vecina ciudad brasileña de Foz de Yguazú para pedir limosnas.

A nivel país no existe un programa de Gobierno que busque mejorar la calidad de vida de los nativos, por lo que esperan que el nuevo Gobierno cambie en algo la situación en que viven a un costado de la Terminal Ómnibus, en una propiedad privada.

Según un estudio de Unicef, divulgado en el 2006, la situación es igual en los municipios fronterizos de Brasil y Argentina. Señala que en las tres fronteras la población indígena enfrenta graves problemas de sobrevivencia.

La misma fuente agrega que los niños y niñas son las principales víctimas de esta situación, que se refleja, entre otros factores, en una alta tasa de mortalidad infantil en las áreas indígenas.

"El hecho que el territorio cultural Guaraní sobrepasa las fronteras internacionales, se traduce en un amplio movimiento de circulación de grupos de indígenas entre la Argentina, el Brasil y el Paraguay", dice parte del informe.

Del total de la población de los 62 municipios, en el lado argentino se contabiliza 4.083 indígenas de la etnia Mbyá Guaraní, en el lado brasileño 4.806 indígenas de la etnia Guaraní Ñandéva y en el lado paraguayo, Alto Paraná, 4.137 indígenas pertenecientes a las etnias Mbya, Avá Guaraní y Aché.

En total en la región de las Tres Fronteras viven más de 13.000 indígenas de distintas parcialidades.

Dejá tu comentario