Arte y Espectáculos

Metallica hizo historia en Paraguay

Por Adrián Cáceres

Fue así, Metallica dio un concierto en Paraguay, aunque usted no lo crea. El poderoso thrash metal de la banda californiana se escuchó en suelo guaraní. Hubo gente que los esperó toda una vida y los fanáticos se llegaron al Jockey Club antes de que salga el sol del lunes pasado.

Decenas de miles de personas estuvieron en la noche histórica. La Orquesta de Instrumentos Reciclados de Cateura se encargó de abrir el espectáculo desde las 18.40, más de media hora antes de lo previsto. El sonido no fue de lo mejor, pero la ovación retumbó en el Jockey para los músicos paraguayos. Luego le tocó el turno al grupo De La Tierra, a quien se escuchó más. Sin embargo, lo mejor del sonido fue para el grupo estrella, que descargó toda su energía ante los fanáticos.

La historia empezó a escribirse a las 21.28, ante una pantalla gigante impresionante y el sonido que ahora sí hacía temblar todo a su paso. La explosiva Battery inició el espectáculo, y siguieron Master of puppets, Welcome home (sanitarium), Ride the ligthing, The Unforgiven y la nueva Lords of summer. La fiesta era brutal y continuó con Fuel, y un fans llamado Fernando presentó Sab bad true.

Afortunados. También sonaron los temas Fade to black, ...And Justice for All, One y For whom the bell tolls. Entonces le llegó el turno a Marcelo Martínez, vocalista de Antenna y miembro del club de fans oficial, quien presentó Blackened. “Con Antenna toda la vida hicimos covers de Metallica, son nuestros ídolos desde siempre, no pude ni dormir después”, relató Chelo a ÚH, luego de la noche histórica. Agregó que ya los había visto en dos ocasiones y siempre tuvo fe en que vendrían a Paraguay. “Nunca me imaginé estar tan cerca de ellos. Es un sueño hecho realidad, un sueño de vida”´, resaltó Martínez.

La dinamita continuó con Enter sandman, y otra afortunada, Sally Romero, también del fans club, anunció la próxima canción, Creeping death. “No sé cómo explicar lo que siento, presentar un tema de Metallica fue mucho más que un sueño cumplido, porque yo soñé con el concierto pero jamás pensé que iba a estar en el escenario”, dijo ayer Sally, todavía incrédula y emocionada por la historia de la cual formó parte.

Ganadora también del Meet and Greet, Romero añadió que los integrantes de la leyenda del thrash metal “se portaron superbién” con sus fanáticos. “Robert (Trujillo) es el que más se nos acercaba al costado del escenario. Yo le entregué las camisas de ao po’i a Lars (Ulrich), y las fotos de la gran M de frente al aeropuerto. Se emocionó muchísimo”, recuerda conmovida Sally.

Despedida. Durante el concierto, James pidió a los presentes que voten la canción que sería interpretada al final, y The Day that never comes superó a la instrumental Orion y a la que marcará el debut de Metallica, Hit the lights.

El show se cerró con la mítica Seek and destroy. Seguramente los fuegos artificiales hubiesen dado espectacularidad al final, pero la historia se hizo hasta las 23.30, y James Hetfield, Kirk Hammett, Robert Trujillo y Lars Ulrich se despidieron como caballeros del thrash metal, agradeciendo al público, lanzando púas y baquetas.

Dejá tu comentario