Nacionales

Los 44 años de historia de un diario que sigue latiendo en sus letras

Lo que empezó siendo un vespertino de estilo fresco, hoy festeja 44 años difundiendo la verdad en medio de la pasión periodística y el deber de contribuir con la formación criteriosa de todo un pueblo. ¡Estamos de cumpleaños!

Nació como un vespertino con chiste de Botti en portada y el estilo de periodismo fresco y desenfadado que le imprimió Kostia, su primer director. Las persecuciones no estuvieron lejos de lo que antes era el diario Última Hora y varias veces tuvo cierres arbitrarios.
Esta es la historia de un diario que hoy cumple 44 años haciendo periodismo con entrega, pasión y el compromiso de un grupo de periodistas que, como producto del paso de los años, va renovándose y desde hace 10 años apuesta también por el formato digital, más allá de la tinta y el papel.
ENTRE EL POLVO Y LAS ANÉCDOTAS
Las viejas máquinas impresoras estaban escondidas debajo del polvo en una antigua casona sobre la calle Benjamín Constant 658, en el centro histórico de Asunción: el mismo lugar donde sigue ubicada la redacción de ÚH, que hoy muestra su diversidad y mezcla de generaciones.
Embed
Local de Editorial El País, sobre la calle Benjamín Constant. El edificio fue reconstruido, pero la estructura se mantiene.
Volviendo a la historia, era el año 1973 cuando el entonces coronel Pablo Rojas llamó a su amigo Kostia, Isaac Kostianosvky, uno de los más talentosos y veteranos periodistas de la época, y le dijo: "Allí están las impresoras durmiendo. ¿Te animás a hacer y dirigir con ellas un nuevo diario? Hacé lo que quieras en la medida de lo que se pueda", recuerda el periodista de ÚH Andrés Colmán Gutiérrez.
El Orden apareció en 1923. Era dirigido por Gualberto Cardús Huerta y Félix Paiva. Llegó a tener como una de sus principales redactoras a la recordada Josefina Plá, pionera del periodismo femenino. Tras la Guerra del Chaco, sucedida entre los años 1932 y 1935, Policarpo Artaza adquirió la empresa y decidió reconvertir El Orden editando un nuevo diario al que llamó El País.
Esta versión salió a la calle el 12 de octubre de 1935. Pasaron unos años y el secretario de redacción de este medio era el joven, inquieto y talentoso periodista y escritor Augusto Roa Bastos.
La represión o intento de manipulación del Gobierno no estuvo ausente, se sintió antes que nada durante la dictadura de Higinio Morínigo, quien intervino el diario el 27 de enero de 1941. El 5 de setiembre de 1946 los políticos atacaron la sede del periódico y destrozaron parte de la redacción y de los talleres.
Desde entonces, la propiedad de la editorial pasó por varias manos, hasta que fue adquirida por Pablo Rojas, según una publicación periodística de Andrés Colmán.
Embed
La labor de Rojas era hacer navegar entre letras e informaciones y, por supuesto, entre muebles antiguos y máquinas oxidadas un diario al que llamaron Última Hora, que tenía como atractivo principal la publicación y análisis de las noticias del día a día.
MÁS ALLÁ DEL NOMBRE
ÚH en su momento pasó a definirse popularmente mediante una palabra que nos trae un caldo de recuerdos: "¡Timoreee...!".
El lunes 8 de octubre de 1973 la quietud y el silencio característicos de la tradicional siesta paraguaya fueron rotos por el grito estentóreo de los conocidos canillitas que salían a las calles voceando el nombre del nuevo diario para juntar un poco de platita ese día.
Gritar "¡Última Hora!" a los canillitas no les resultaba muy práctico para anunciar, así que decidieron acortar el nombre y convertirlo en una sola palabra: "Timore"; así pasó a ser conocido el vespertino a nivel popular, explicó Colmán.
Además de todo ello, había un detalle que ya marcaba un sello característico de ÚH: la incorporación del humor gráfico en portada con una viñeta de Botti, en este caso sobre jugadores de la selección paraguaya que habían quedado fuera del Mundial de Alemania 1974.
ERA DE PAPU ROJAS
Tiempo después Pablo Rojas falleció y se produjo el destierro de Isaac Kostianovsky, que fue expulsado del país y no tuvo otra opción que vivir en Argentina con toda su familia. El entonces joven licenciado en Ciencias Contables Demetrio "Papu" Rojas fue quien inició la nueva etapa de este medio tradicional.
"El vespertino volvió a salir a la calle el 13 de diciembre de 1976, con más páginas, impresión de alta calidad y uso del calor. Mantuvo las secciones características. Como un aporte novedoso, instaló en contratapa la sección ¡Click!, con fotos curiosas y su atractivo principal para la población masculina: las imágenes de bellas chicas en bikini, captadas por el legendario reportero gráfico Gracianiano Irala, conocido como Fotosky", agregó Colmán.
Papu tuvo que enfrentarse a la época de hacer periodismo durante el gobierno de Alfredo Stroessner, quien estuvo personalmente en la Redacción para presidir la reinauguración en 1973: cuando Última Hora empezó a desarrollar un periodismo de estilo crítico, dentro de los límites de censura y autocensura que imponía la dictadura.
En junio de 1979 ocurrió el primer conflicto grave, cuando el Gobierno dispuso arbitrariamente la suspensión por 30 días de la circulación de Última Hora y La Tribuna, molesto por los titulares sobre el elevado precio de la nafta o la crítica situación de las familias humildes afectadas por la inundación.
Cuando Última Hora volvió a editarse, los lectores formaban cola en la calle frente a la sede del diario para adquirir su ejemplar.
En diciembre de 1982 se produjo otro momento particularmente difícil, cuando policías de Investigaciones irrumpieron en la Redacción para llevar detenido "por orden superior" al secretario de Redacción, Félix Humberto Paiva, primeramente, y luego al jefe de Redacción, Fernando Cazenave. El "delito" fue poner en portada un titular sobre la crítica situación de la ciudad de Pilar, denunciada por un sacerdote durante una visita del dictador Stroessner a dicha localidad sureña.
Luego de varias idas y vueltas, el 8 de julio de 2002 Última Hora cerró su versión vespertina, para pasar a editarse exclusivamente como diario matutino.
En junio de 2003 ingresó como accionista mayoritario el empresario Antonio J. Vierci. Rojas abandonó la dirección luego de tres décadas de entrega.
Tras ello, con el cambio del titular, el diario pasó a ser encabezado por la dirección periodística: Antonio Carmona, Ignacio Martínez, Óscar Ayala Bogarín y actualmente Miriam Morán; mientras, la dirección general es ejercida por destacados ejecutivos del Grupo Vierci: Víctor Centurión, Enrique de Beitía, Edgar Centurión y Alejandro Peralta Vierci.
LA VERSIÓN DIGITAL
En el principio era el papel... hasta que hace más de 10 años irrumpimos en la web. El 27 de diciembre de 2006 nacía oficialmente ULTIMAHORA.COM, asumiendo un nombre con mucha historia en el periodismo paraguayo para proyectarlo a la era digital.
Desde entonces, además de la edición impresa del diario Última Hora –que se edita desde el 8 de octubre de 1973–, los lectores tienen la opción de acceder por internet a la información en formato digital multimedia, gracias al trabajo de una redacción que procesa y comunica los acontecimientos en el momento en que están ocurriendo.

Dejá tu comentario