Política

Legislador admite que medió por liberación de dinero de Cucho

 En conversación con Radio Monumental 1080 AM, el diputado colorado Ulises Quintana admitió que recibió la llamada del hoy acusado de jefe narcotraficante Reinaldo Javier Cabaña Santacruz, alias Cucho, cuando se detuvo a su secretario con USD 190.000, supuestamente destinados al pago de una carga de cocaína.

También reconoció que llamó posteriormente a la comisaría donde estaba detenido el secretario de Cucho, de nombre Diego Medina Otazú, hijo de una política liberal del Alto Paraná ligada al movimiento del diputado Carlos Portillo.

El diputado colorado dijo que tanto la llamada que recibió de Cucho como la que hace posteriormente él a la comisaría fueron en calidad de abogado.

“Yo le llamé a la comisaria, me identifiqué y pregunté, le dije: ‘Soy el doctor abogado Ulises Quintana, soy diputado’, le dije, quería saber cuál era el inconveniente que tiene la persona que está ahí, me dice que está llevando un dinero que no tiene documento, y le dije que sí tenía documentos, porque consulté antes a Javier Cabaña si tenía, y me dijo que tenía que presentar el documento para poder liberar”, señaló Quintana al programa Va con onda.

MAQUILLAJE. El Ministerio Público cuenta con la grabación de la conversación como una de las pruebas principales del rol de Quintana en los “trabajos” de Cucho, y una de las expresiones más llamativas de la supuesta grabación es que el diputado consulta a Cucho si es que “está todo limpio o hay que maquillar” el dinero.

“Yo no utilicé la palabra maquillar, yo pregunté si estaba todo limpio o si no tenía cómo justificar, y él (Cucho) me dijo que tenía documentos para mover hasta USD 500.000, que es la import-export”, señaló.

Manifestó que incluso el propio Cucho se quejó de él por no haberle ayudado a liberar el dinero, porque no quería complicarse en lavado de dinero como el ex senador Óscar González Daher.

CONTRADICCIONES. El diputado comenzó a caer en contradicciones cuando se le consultó sobre sus primeras declaraciones, donde dijo que no tenía mucho contacto con el acusado de narco, que apenas hablaban de fútbol, y luego reconoció que recibió llamadas suyas y realizó llamadas para ayudarlo en situaciones delicadas, como la detención de una carga de dinero en un puesto policial de Nueva Londres.

“Yo no niego que hablaba con él, yo hablaba con Javier (Cucho)... Nosotros dimos varias invitaciones”, dijo en referencia a la invitación que le entregó al acusado para la asunción presidencial de Mario Abdo Benítez.

Luego volvió a caer en contradicción cuando se le insistió sobre si usó o no la palabra “maquillar el dinero” en la conversación que tuvo con el procesado por supuesto narcotráfico.

“Y no sé, puede que sí, puede que no, no recuerdo en qué términos hablé”, manifestó durante la entrevista radial mantenida.

Dejá tu comentario