Mundo

Las fobias más ridículas

Los temores de ciertos objetos, animales, o circunstancias son mucho más frecuentes de lo que nos imaginamos. Existen fobias muy singulares que pocos conocen, y quienes las padecen no la pasan muy bien.

Entre las diez fobias más ridículas están el miedo a las suegras y a ser perseguido por lobos cuando se está en medias sobre un piso recién encerado, informó RT Noticias. 

Esta lista hace pensar si existen personas que las padecen y por qué, pero lo cierto es que tienen nombre y son reales.

Dorafobia: Miedo a los animales peludos, incluso gatos y perros.

Pediofobia: Temor a las muñecas de cualquier tipo (¿Vieron Annabelle?)

      Embed

Agirofobia: Pánico a cruzar calles, pistas y carreteras. 

Mageirocofobia: Extraño miedo a cocinar. Las personas que sufren de esto sienten miedo incluso de chefs y cocineros. 

Deipnofobia: Miedo a las cenas y las conversaciones durante la comida. Definitivamente no les gusta compartir con las personas.

Hipopotomonstrosesquipedaliofobia: Es el miedo a las palabras largas, (aunque leer el nombre genera más cansancio que temor). 

Eisoptrofobia: miedo a los espejos.

      Embed


Luposlipafobia: Temor a ser perseguido por lobos mientras se pasea en calcetines en un piso recién encerado. (¿Por qué?)

Peterofobia: Miedo a las suegras.

Venustrafobia: Miedo a las mujeres hermosas.

      Embed

Dejá tu comentario