Mundo

La inflación no cede en Europa, y alcanza el 8,1% en mayo

 

La inflación en la eurozona mantiene un marcha incansable en alza, y en mayo quebró los récords al alcanzar una tasa interanual de 8,1%, empujada por el impacto de la guerra en Ucrania sobre los precios de la energía y de los alimentos.

De acuerdo con la agencia europea de estadísticas Eurostat, la inflación de la eurozona (los 19 países de la Unión Europea que adoptan la moneda común) alcanzó su máximo registro desde el inicio de la serie histórica, en 1979.

En abril, Eurostat había ya estimado una tasa de 7,4% (originalmente había proyectado 7,5%, aunque seguidamente reajustó el indicador ligeramente a la baja de 0,1 punto porcentual).

La inflación de la eurozona inició en noviembre del año pasado una fuerte tendencia de alza, por el aumento en los precios de la energía, y desde ese momento a cada mes estableció un nuevo récord de su serie histórica. A fines de febrero, sin embargo, el inicio del conflicto militar en Ucrania agravó dramáticamente esa tendencia, por su impacto sobre los precios de la energía y los efectos sobre el mercado mundial de alimentos.

Al considerar los componentes de la inflación de mayo, Eurostat apuntó que los precios de la energía representaron en mayo un aumento del 39,2%, por encima del 37,5% que se había registrado en abril.

De igual forma, precios de los alimentos (en un conjunto estadístico que engloba alimentos, bebidas y tabaco) tuvieron un aumento del 7,5%, por sobre el 6,3% de abril).

Entre las principales economías de la UE, España registró una inflación interanual de 8,5%, sobre un 8,3% registrado en abril. Además, la Unión Europea adoptó varios paquetes de sanciones económicas a Rusia por la guerra en Ucrania, y analistas coinciden en apuntar que esas medidas restrictivas tendrán también un efecto interno en la economía del bloque. AFP

Dejá tu comentario