Economía

La crisis de la carne deriva en nuevo esquema de vacunación contra aftosa

El Senacsa hará la tercera campaña de vacunación con las dosis liberadas; es decir, sin depender de la Fundassa, luego de que la misma fuera denunciada de constituir un monopolio de vacunas.

Ayer se reunieron los representantes de las instituciones involucradas en la campaña de vacunación contra la fiebre aftosa y la brucelosis. Estuvieron autoridades del Servicio Nacional de Calidad y Salud Animal (Senacsa) y de la Fundación Servicios de Salud Animal (Fundassa), dependiente de la Asociación Rural del Paraguay (ARP). Actuó de mediador el ministro de Agricultura y Ganadería, Luis Gneiting.

El director general de Sanidad Animal, Daniel Estigarribia, explicó que conversaron acerca de la nueva disposición del Senacsa, firmada el jueves pasado. Esta resolución derogó la Nº 537, firmada el 6 de abril de 2018, por la cual se establecían requisitos para casas expendedoras de productos biológicos y centros de distribución de vacunas de las comisiones de salud animal.

Estigarribia reiteró que, básicamente, la Resolución N° 537 autorizaba una especie de monopolio de las vacunas, a través de la Fundassa, exclusivamente. Con la derogación de la resolución, se tendrán los mismos parámetros que se tenían anteriormente, establecidos en la resolución del Senacsa Nº 199 del 2012. Aclaró que en todos los casos es el laboratorio del Senacsa el que finalmente libera los biológicos, por lo que se garantiza su efectividad.

De hecho, ya están aprobadas tres millones de vacunas analizadas en el laboratorio y siete millones están en espera. Es decir, se precisarían menos de cuatro millones más para tener el stock necesario para la siguiente campaña, que son las que podrían adquirirse bajo este nuevo formato, que no depende de la Fundassa.

Estimó que en julio se iniciaría la tercera y última campaña de vacunación del año. El objetivo es vacunar más de 13 millones de cabezas.

Recordemos que el ministro Gneiting denunció la existencia de un supuesto negociado con las vacunas, del que salieron beneficiados los que lo denunciaron por coima en el caso de Frigorífico Concepción: el ex presidente de Senacsa Hugo Idoyaga y los ganaderos Carlos Trapani y Fernando Serrati.

El ministro dijo que el Senacsa había emitido una resolución a medida de la Fundassa, que dejaba de lado a las demás expendedoras de vacunas.

bajar decibeles. Otro punto de la reunión fue conversar acerca de las medidas para fortalecer el sistema, de tal manera a evitar un caso como el de Frigorífico Concepción.

“Queremos ya bajar los decibeles relacionados a las cuestiones que son de público conocimiento y establecer las responsabilidades competentes”, explicó el director.

En ese sentido, el Senacsa fortalecerá sus recursos humanos en los puntos de control y de frontera. Esto implicará posiblemente la contratación de funcionarios por vía de la excepción, y la mejora de los salarios, citó.

Dejá tu comentario