Economía

La construcción cayó 9,6 % y desaceleró avance económico

Hubo decrecimiento en los sectores de la construcción, industria y ganadería en el segundo trimestre del año, en comparación con el primer trimestre, lo cual influyó para el menor crecimiento económico.

El crecimiento económico se desaceleró al cierre del segundo trimestre del año al 4,1 %, del 4,9 % que había alcanzado al cierre del primer trimestre, según divulgó el Banco Central del Paraguay (BCP).

En gran medida, aquel resultado se debe a la reducción de la producción en la ganadería en un índice del 1,2 %, mientras que la industria tuvo una caída del 0,9 % y la construcción 9,6% en el segundo trimestre, según explicó el jefe del Departamento de Cuentas Nacionales del Banco Central del Paraguay (BCP), Rodi Ozuna.

Pero el sector agrícola tuvo avances, y según el reporte del Ministerio de Agricultura y Ganadería mostró comportamiento positivo en la mayor parte de sus componentes.

INDUSTRIA. La industria manufacturera tuvo resultados positivos en el 70 % de sus componentes. Sin embargo, algunas actividades económicas consideradas claves padecieron sendas caídas, como por ejemplo, las industrias cárnicas, cueros, minerales no metálicos y metálicos.

Estas ramas, debido a su importancia en la estructura industrial, arrastraron al sector en su conjunto a una contracción durante el periodo abril, mayo y junio, según explicó Ozuna.

También se cita la fuerte reducción de la producción de la Industria Nacional del Cemento (INC), lo cual de alguna manera influyó en la baja en la construcción.

La producción de la industria manufacturera viene desacelerándose desde el último trimestre del año 2010. Y si la observación se hace en un periodo de largo plazo, se puede apreciar que ha venido reduciéndose su participación en la estructura del producto interno bruto (PIB) desde hace dos décadas, teniendo en cuenta que en 1991 la participación de la industria llegaba al 16 %, según los informes del BCP.

El sector de la construcción civil experimentó el duro revés, al igual que en el trimestre anterior, lo cual se puede atribuir puntualmente a la escasez de mano de obra calificada y a los problemas que se vienen arrastrando en la baja producción del cemento, desde el tercer trimestre del año anterior. Esta situación dificultaría la recuperación del sector en lo que queda del año, puesto que los niveles de obras, tanto de infraestructura como civiles, ejecutadas durante el año 2010 fueron muy elevados. Adicionalmente, cabe destacar que el aumento de las importaciones de cemento no ha logrado subsanar el déficit existente en el mercado doméstico, debido a que paralelamente a ello se ha reducido la producción del cemento nacional. Este último llevó a que el cemento importado, en términos de volumen, sea levemente mayor al material nacional.

SERVICIOS. El sector de los servicios sigue con una dinámica de crecimiento elevado, aunque a tasas inferiores a las del 2010. De esta manera, esta área fue la que más contribuyó en el crecimiento durante el segundo trimestre del año 2011, siendo los componentes más destacados los servicios financieros, hotelería y restaurantes, las comunicaciones y los servicios gubernamentales.

Por otro lado, desde la perspectiva del gasto se observó que la demanda interna registró un crecimiento de 11,1 % en términos interanuales.

EL PIB PER CÁPITA, A USD 3.230

Con el nivel de repunte de la actividad económica, el PIB per cápita o generación de riqueza por habitante, por primera vez supera los 3.000 dólares. Llegó a 3.230 dólares, frente a los 2.839 alcanzados al cierre del 2010.

El nivel récord en PIB per cápita se logra con un PIB trimestral total de 6.179 millones de dólares, en el segundo trimestre, y un PIB de 5.440 millones de dólares en el primer trimestre del año, sobre una población de 6.337.000 habitantes, según BCP.

Binacionales. El director del Departamento de Cuentas Nacionales, Miguel Mora, informó que en una semana más se tendrá una nueva valoración del crecimiento económico en el que se estimará la incidencia que tendrá la suspensión de las exportaciones de la carne. Según las proyecciones realizadas por el sector privado, tendrá una incidencia en el PIB del 0,5 % este año y de 1,5 % en 2012. Asimismo, adelantó que ya se tendrían datos del PIB incorporando la generación de energía de las entidades hidroeléctricas binacionales, cuya producción hasta ahora no ha sido contabilizada por las cuentas nacionales.

Dejá tu comentario