País

La ciudadanía rechaza ley que debilita logros contra el tabaco

Diputados resolvieron postergar el tratamiento de la polémica normativa. Fumadores y no fumadores se manifestaron en contra de la propuesta, que implica volver a permitir que se fume en locales cerrados.

Por Silvana Molina

silvana@uhora.com.py

Correos electrónicos, programas de radio, páginas web, blogs y redes sociales. La ciudadanía paraguaya recurrió ayer a diversos canales de comunicación para manifestarse en contra del proyecto de ley "que previene y controla el tabaquismo".

La propuesta legislativa -que entre otras cosas abre la posibilidad de que se vuelva a fumar en locales cerrados- debía tratarse en la sesión de ayer de la Cámara de Diputados (ya tenía media sanción del Senado). Sin embargo, los miembros de la Cámara Baja finalmente decidieron postergar por 15 días el tratamiento del proyecto.

En la mañana de ayer, el tema se debatió en varios programas radiales, en los cuales tanto fumadores como no fumadores manifestaron su desacuerdo con el proyecto impulsado por el ex ministro de Salud Julio César Velázquez.

El correo electrónico de este diario, las redes sociales Facebook y Twitter, así como ultimahora.com (ver recuadro) también fueron caja de resonancia de ciudadanos que se expresaron pidiendo que no se dé curso al proyecto.

RETROCESO. El propio Ministerio de Salud Pública (MSP), así como la oenegé Libre del Tabaco y profesionales médicos advirtieron que esta normativa implicaría un retroceso para Paraguay en materia de legislación de control del tabaco.

Uno de los puntos más cuestionados del proyecto es el artículo 4, que establece que los propietarios de cualquier centro de reunión, diversión, recreación o entretenimiento "pueden decidir que en su local se permita fumar", debiendo señalar dicha condición en un letrero.

Este artículo contraviene totalmente una normativa ya vigente -el decreto 4174 del 7 de abril de este año- que establece que no se puede fumar en ningún espacio cerrado de acceso al público, o que sea un lugar de trabajo, así como tampoco en los medios de transporte público.

Otro punto muy criticado es el que hace referencia a las advertencias sanitarias que deben contener los envases de cigarrillos, con leyendas como: "Fumar causa cáncer de pulmón, enfisema y crisis de asma", "Fumar produce infarto cerebral", etcétera.

Según el decreto 4106 del 25 de marzo de este año, estas leyendas deben ir acompañadas de imágenes o pictogramas que muestren los efectos del tabaco en el organismo y que ocupen "el 50% o más" de la superficie frontal de la cajetilla.

Sin embargo, el nuevo proyecto no solo reduce el tamaño al 30%, sino que, además, elimina las imágenes.

"ESTO ES UNA VERGÜENZA, ES RETROCEDER A LA PREHISTORIA"

A criterio del neumólogo Guillermo Arbo, el nuevo proyecto de ley de control del tabaquismo "no tiene pie ni cabeza".

Según el médico, permitir que se vuelva a fumar en lugares cerrados va a significar que un fumador va a tener más derecho que un paciente pulmonar.

"No puede ser que si yo llevo a una hamburguesería a mi hijo y el que está al lado está fumando, yo no le pueda decir nada porque existe una ley que le permite fumar en un lugar cerrado", dijo.

El neumólogo explicó que la Sociedad Paraguaya de Neumología, la Sociedad Paraguaya de Alergia, Asma, entre otros, están trabajando a nivel internacional en una Alianza Global contra enfermedades respiratorias crónicas, que se llama GARD.

Agregó que se han comunicado con sus pares de Europa para que ellos, a nivel internacional, comuniquen lo que está pasando en Paraguay.

"Esto es una vergüenza, es retroceder a la Prehistoria. Una vez más, Paraguay saldrá en la prensa internacional como un país mediocre. A los parlamentarios que quieren aprobar este proyecto se los tiene que colgar en una plaza pública. No puede ser que retrocedamos, hay que pensar en la salud de los niños", manifestó Arbo.

Según el doctor, se estima que para el año 2020 el tabaco va a ser la segunda causa de muerte a nivel mundial.

Dejá tu comentario