Política

Inseguridad e incendios obligan a Marito a suspender viaje a Italia

 

El presidente Mario Abdo Benítez se vio forzado a postergar su viaje a Italia y al Vaticano ante la inseguridad que golpea su gestión y la preocupante situación por los focos de incendios en el Chaco. Es el segundo viaje internacional que suspende ante la crisis.

La decisión fue comunicada ayer en Palacio de Gobierno y confirmada por el ministro de la Secretaría de Emergencia Nacional (SEN), Joaquín Roa.

El mandatario tenía previsto partir hoy rumbo a Italia para mantener una reunión con empresarios italianos interesados en la inversión de una fábrica cementera. Igualmente iba a mantener su segundo encuentro con el papa Francisco, desde que asumió el cargo.

En Palacio de López se informó que hoy se trasladaría (dependiendo de las condiciones climáticas) al Chaco para acompañar el trabajo de mitigación que están realizando los bomberos y funcionarios de la SEN. El fuego se concentra en tres puntos del Chaco y otro en Bella Vista (Amambay).

CRISIS. La crítica situación medioambiental le obligó a suspender el viaje. Es la segunda vez que el presidente de la República toma esta decisión.

La primera fue cuando estalló la crisis política, cuando se conoció el acta secreta que pretendía establecer la comercialización de la energía de Itaipú para favorecer a una empresa brasileña.

Aquella vez, toda una delegación se estaba preparando para partir rumbo a Turquía. Inclusive, el ex canciller Luis Castiglioni tuvo que retornar del viaje para enfrentar la situación ante la amenaza de juicio político al Gobierno.

INSEGURIDAD. La semana pasada en Palacio de Gobierno, el ministro del Interior, Juan Ernesto Villamayor, emplazó a la Policía para que arroje resultados visibles en el combate contra los delincuentes conocidos comúnmente como “motochorros”.

Sin embargo, dos días después estalla un golpe perpetrado por el Comando Vermelho en plena Costanera Norte de Asunción, donde terminan liberando al líder narco Teófilo Samudio González, alias Samura. Allí perdió la vida un comisario.

El presidente terminó destituyendo al ministro de Justicia y al ministro de Agricultura y Ganadería. La designación de Rodolfo Friedmann como ministro del MAG puso en alerta nuevamente su relación con el sector del cartismo que terminó dándole una mano para salvarlo del juicio político. En contrapartida, el mandatario afirmó públicamente que no está en sus planes destituir al ministro del Interior, Juan Ernesto Villamayor, pese a que aplazaron su gestión. Ante las fuertes críticas, señalaron que el presidente de la República se tomará su tiempo para tomar una decisión al respecto. Mientras sigue la movilización de sectores de la Policía que exigen la renuncia de Villamayor y están en contra de la intención del Ejecutivo para utilizar a los militares en el combate contra el crimen organizado.

Dejá tu comentario