Edición Impresa

Incendio destruye casa de Nelson Haedo

Un regalo amargo de Navidad recibió el delantero paraguayo Nelson Haedo Valdez cuando volvió a casa, la madrugada de ayer, con su esposa Tynka. Su mansión estaba en llamas; sin embargo, ningún miembro de la familia resultó herido, pero la vivienda quedó inutilizada.

<br/><br/>A pesar de no registrarse pérdidas humanas, la familia del futbolista paraguayo tuvo la pérdida de una mascota, un perro de la raza Golden Retriever, llamado Arami, que Nelson le había regalado a la esposa. <br/><br/> ANTE SUS OJOS. A las 3.35 de la madruga llegaron a su casa y la encontraron ardiendo en llamas. Inmediatamente llamaron al Departamento de Bomberos de Emergencia. Según destaca en la página digital la revista Bild, el paraguayo dijo: "Tynka y yo vimos el aumento del humo denso desde cierta distancia. Nuestros hijos estaban felices con sus abuelos. Sin embargo, nuestro perro, Arami... ". El perro de la familia, un Golden Retriever, estaba en la casa y no pudo escapar de las llamas.<br/><br/>PATEÓ LA PUERTA PRINCIPAL. Haedo Valdez siguió diciendo: "No he pensado mucho e ingresé de inmediato, a pesar del fuego (rompió la puerta de entrada). Pero por dentro no podía ver la mano delante de sus ojos. Todo era negro". El calor y el humo acre le obligaron a retirarse.<br/><br/>Haedo Valdez fue asistido por el Departamento de Bomberos y fue llevado por sospecha de intoxicación por humo al hospital de la ciudad. Allí había pasado la noche en vigilancia.<br/><br/>PÉRDIDA MILLONARIA. La casa por el momento quedó inhabitable. El Departamento de Bomberos estimó los daños en unos 100.000 euros. La causa del incendio podría ser un candelabro con vela de Navidad encendida que estaba sobre el piano. El portavoz policial Wolfgang Wieland dijo: "Las investigaciones iniciales indican que hay algún uso descuidado de llama".<br/><br/>A BREMEN. Nelson se fue con sus hijos Tynka Noemí (1) y Samuel (3) a la casa de los suegros en Bremen. Volverá a Dortmund, no antes de mediados de enero. Para cuando eso, la casa (unos 300 metros cuadrados) será completamente modificada. Para ese entonces se reiniciará el torneo de la Bundesliga.<br/><br/>MALA ONDA. Unos meses atrás, de la misma vivienda quisieron robarle su Mercedes&ndash; Benz y el propio Nelson Haedo se había enfrentado a los marginales a escopetazo limpio e impidió el robo.<br/><br/>LA MANSIÓN, VALUADA EN UNOS 100.000 EUROS, QUEDÓ HECHA CENIZAS. <br/><br/>NO HUBO PÉRDIDAS HUMANAS, PERO LAS MASCOTAS NO PUDIERON ESCAPAR.<br/><br/>

Dejá tu comentario