Política

Hijo de Marito se enrola al Cimefor en medio de polémica por el SMO

 

Santiago Abdo Díaz Benza, hijo menor de edad del presidente Mario Abdo Benítez, inició su servicio militar obligatorio en el Centro de Instrucción Militar de Estudiantes para la Formación de Oficiales de Reserva (Cimefor).

Siguiendo con su línea de buscar motivar a los jóvenes para que vayan a los cuarteles, el propio Abdo Benítez encabezó la ceremonia en el Comando de la Armada.

El inicio de cursos de Cimefor arranca luego de que se generara una fuerte polémica con el anuncio de la reglamentación de la objeción de conciencia, para aquellos jóvenes que no quieren realizar el servicio militar obligatorio. El rechazo al cuartel aumentó luego de que lanzaron informaciones difusas y contradictorias sobre la aplicación de multas.

Los hijos del presidente destacaron la importancia del servicio militar. Santiago Abdo Díaz Benza, de 17 años, quien estuvo acompañado también de su hermano mayor y de su madre, espera que más jóvenes puedan cumplir con el servicio militar.

“Que vengan todos. Yo quise venir. Quería venir para servir”, indicó sobre su decisión. Acotó que le fue bien en las pruebas físicas, uno de los primeros requisitos para iniciar el periodo de servicio.

EL ALCANCE. El capitán Amílcar Fariña, comandante de Cimefor de la Armada, explicó que el periodo consta de un año en tres etapas. La primera arranca en los primeros días de enero hasta fin de mes.   Quedan internados todos los aspirantes, entre ellos, el hijo del presidente de la República. Luego el segundo periodo pasan a la jerarquía de cabo, y a mediados de año (vacaciones de julio) vuelven a realizar actividades dentro de la institución castrense.

Para finalizar completan la etapa con una instrucción de 15 días, en los últimos días de enero del próximo año. Obtienen el título de oficial de reserva de Cimefor de la Armada y se reciben como guardias marinas de las Fuerzas Armadas.

En el caso específico del hijo del presidente de la República, quien es menor de edad, el capitán Fariña señaló que la Ley del Servicio Militar Obligatorio, en el artículo 16, establece que a partir de los 17 años ya pueden ser enrolados para las FFAA.

“También la Ley 1897 que protege a los menores de los conflictos armados habla específicamente en el artículo 3 de que deben ser voluntarios. Los Estados partes deben tener la conciencia y la obligación de que tengan que controlar que sean voluntariamente y no obligatorio”, expresó. Agregó que debe tener la autorización y el permiso de los padres.

“Son casos particulares que hemos tratado y están con nosotros 9 aspirantes que tienen 17 años”, apuntó.

El capitán indicó que todos los que son llamados pertenecen a la clase 2001. O sea que deben cumplir la edad de 18 años durante este 2019.

Acotó que la Ley del Servicio Militar Obligatorio no fue derogada. Señaló que las actividades arrancan desde las 5.00 de la mañana y que luego realizan actividades de instrucción militar. Tendrán actividades de navegación y desarrollarán el campo de la navegación, tecnología e innovación. Además de estaciones costeras, navegación y control fluvial de los ríos.

DEROGACIÓN. La Comisión Permanente del Congreso se reunirá el próximo martes y analizará la posibilidad de convocar a sesiones extraordinarias para estudiar el proyecto de ley que deroga algunos artículos que guardan relación con el servicio militar. Primeramente realizarán una convocatoria para escuchar la posición del ministro de Defensa, Bernardino Soto Estigarribia, y al defensor del Pueblo, Miguel Godoy. La sicosis se generó luego de que la Defensoría del Pueblo dio a conocer un comunicado en donde establecía algunas multas para aquellos jóvenes que no cumplen con el servicio civil. Esta situación movilizó a la población joven que se acercó en masa a las oficinas para anotarse como objetores, rechazando la idea de hacer el servicio militar.

Desde el Ministerio de Defensa deslindaron responsabilidad y responsabilizaron a la Defensoría. Sin embargo, la Comisión Nacional de Objeción de Conciencia fue donde se tomó la decisión de llevar adelante la nueva reglamentación.

Dejá tu comentario