Sucesos

Familiares arrojaron a la calle coronas ofrendadas por Marito y Villamayor

 

“Merecíamos la presencia del presidente o alguien que dé la cara”, dijo indignado José Aranda cuñado del comisario Félix Ferrari, quien perdió la vida en el rescate al narco Jorge Samudio alias Samura.

La indignación de la familia se vio reflejada en el rechazo a la corona de flores enviada por el presidente de la República Mario Abdo y el ministro del Interior Juan Ernesto Villamayor al lugar de velorio del cuerpo del uniformado.

Las dos coronas fueron sacadas de la residencia y lanzadas en las inmediaciones, en una cancha de fútbol, lejos de donde se congregaba la gente que despedía al comisario.

“No tuvimos apoyo del Estado y lo único que recibimos es una corona de flores”, insistió el familiar que se mostró bastante dolido.

Los familiares y los amigos del uniformado repetían que necesitan respuestas claras por parte de los organismos de seguridad para determinar a los responsables de la mortal emboscada de la que fue víctima el comisario Félix Ferrari.

El comisario Ferrari fue velado desde ayer a las seis de la mañana, en su domicilio particular ubicado en Luque, donde llegaron autoridades policiales así como camaradas del fallecido, mostrándose bastante dolidos por lo ocurrido.

Los familiares confirmaron que los restos del policía asesinado serán sepultados hoy, a las 10.00 de la mañana en el cementerio Nº 1 de Luque.

Dejá tu comentario