Mundo Animal

Familia tenía de mascota a un pingüino de Magallanes

Después de sus vacaciones en la playa Miramar, una familia robó a un pingüino de Magallanes para llevarlo de mascota a su casa en Córdoba. El animal fue rescatado por la Policía Ambiental.

Insólita e irresponsable es la historia protagonizada por una familia de Córdoba, Argentina, que tenía un pingüino de Magallanes en el patio de su casa.

La familia estuvo vacacionando en Miramar, una conocida playa argentina. Allí vieron al ave, lo subieron al automóvil y lo obligaron a sufrir un viaje de más de 1.000 kilómetros, lejos de su hábitat natural.

Una tarde, los vecinos de esta familia se percataron de que tenían en el patio de su casa a una inusual mascota, por lo que dieron aviso a la Policía Ambiental, informó el portal Clarín.

Los agentes estatales no creían en que la denuncia sea real, pero, en cumplimiento de sus obligaciones, asistieron.

pinguino
<p>El ave fue robada de su h&aacute;bitat natural.</p>

El ave fue robada de su hábitat natural.

Grande fue la sorpresa que se llevaron cuando, efectivamente, en el patio trasero de la vivienda vieron al animal, acostumbrado a moverse por las frías aguas marítimas de la Patagonia e Islas Malvinas.

“Lo mojaban un poco, nada más”, informó indignado el director de la Policía Ambiental de Córdoba, Adrián Rinaudo, y añadió que el animal llevaba cerca de 20 días en cautiverio.

Los agentes ambientales rescataron al pingüino y lo trasladaron al zoológico de Córdoba, donde permanece en cuarentena, mientras lo alimentan y tramitan el traslado a su hábitat natural.

Lea también: Más de 100 pingüinos mueren en las costas de Uruguay

"Estos animales se alimentan de pescado. Se alimenta muy bien. Se alimenta en el agua, no come fuera del agua", agregó y expresó que se inició un sumario contra la familia.

La versión de los dueños de casa es que, mientras recorrían la costa se cruzaron con el pequeño pingüino de Magallanes y les pareció que estaba perdido, por lo que decidieron subirlo al vehículo y “rescatarlo”.

Los especialistas comentaron al periódico argentino que una de las primeras recomendaciones cuando se ve a un pingüino de la Patagonia es no acercarse, ya que tienden a sentirse desorientados.

Rinaudo detalló que este animal es del tipo de ave migratoria y que, posiblemente, cuando fue raptado estaba migrando desde el sur hacia zonas más frías. Agregó que incluso suelen llegar hasta Uruguay o Brasil, dependiendo de la época.

Dejá tu comentario