Nacionales

Facilandia culpa de problemas financieros a esquema de casas de créditos

El abogado Ricardo Preda, que representa a Facilandia, denunció que los problemas financieros de la firma son producto de un esquema creado por casas de préstamos, que imponen tasas usurarias y duplican deudas. Por ello, Facilandia convoca a todos sus acreedores, para no ir a la quiebra.

En una entrevista concedida a Monumental 1080 AM este viernes, el representante legal de Facilandia, cuya razón social es Casa Popular SA, mencionó que su cliente impulsa una investigación por usura y extorsión contra el empresario Carlos Oleñik, quien denunció a la firma por presunta estafa.

Oleñik es propietario de las entidades de préstamos Pasfin SA y Annuaki SA, y el 1 de marzo pasado denunció ante el Ministerio Público al dueño de Facilandia, Atilio M. Reguera.

El empresario de las casas de crédito también está imputado debido a la supuesta ejecución de un pagaré que ya había sido cancelado, aseguró el abogado Ricardo Preda, y cuestiónó que las causas vinculadas a las citadas entidades estén a cargo de una misma fiscala, Esmilda Álvarez.

Leer más: Fiscala actuó en denuncias realizadas por jefe de su hija

Con respecto a la situación de Facilandia, explicó a Última Hora que está con problemas financieros por causa de las condiciones impuestas a raíz de tasas usurarias y duplicación de deudas por parte de Pasfin SA y Annuanki SA, con créditos autorizados. Por ello, para no ir a la quiebra convocan a sus acreedores.

“Le otorgaban crédito a casa Popular en los que imponían sus condiciones. Por un lado, le imponían confirmar casos de cheques diferidos por la misma deuda, y bajo el mismo monto también le hacían firmar un pagaré”, explicó el representante legal sobre cómo se duplicaba una deuda.

Para ilustrar el caso, puso como ejemplo un préstamo por el monto de G. 100 millones, que son descontados en un banco mediante un cheque, y con otro del mismo monto, en una financiera. “Eso hace que se genere en la Central de Riesgos del Banco Central del Paraguay (BCP) una deuda total de G. 200 millones, y no de G. 100 millones como debería ser”, aseguró.

Leer también: JEM investiga a fiscala Álvarez por supuesto mal desempeño

Enfatizó que, en este tipo de situaciones las entidades, dan una factura por intereses, y otro por comisión –sin justificación–, y que además no devuelven los pagarés, de modo que sigan en ejecución pese a la cancelación de la totalidad.

“Eso te cierra las puertas para que te vayas a realizar otros préstamos a bancos o financieras que son más accesibles. No tenés posibilidad, porque para el sistema vos tenés una deuda de G. 200 millones, multiplicado por otros créditos, y eso te va cerrando las posibilidades, con lo cual uno queda en absoluta dependencia de los créditos”, expuso.

Advirtió de que continuarán en estos procesos penales para que se esclarezcan los hechos y estos tipos de esquemas sean desarticulados. Sobre los problemas financieros, aclaró que ningún funcionario fue despedido hasta el momento.

Fiscala investigada por el JEM

Publicaciones de Última Hora dan cuenta de que la fiscala Esmilda Álvarez actuó supuestamente en denuncias realizadas por el jefe de su hija, Arlene Santacruz Álvarez.

Por ese motivo, el Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados (JEM) abrió una investigación, solicitando a la misma el envío de informes de todos los antecedentes de la causa.

La agente del Ministerio Público en los dos últimos dos años tomó intervención en varias causas donde la denuncia fue presentada por Carlos Oleñik, propietario de la empresa donde su hija era representante legal. Pero de acuerdo con el abogado del empresario, Carlos Neffa, ella desde el año 2016 ya no presta servicios para la firma.

Dejá tu comentario