Política

Especialistas opinan que se debe eliminar el cargo de parlasuriano

El ex senador Hugo Estigarribia y el analista político Alfredo Boccia Paz opinan que el cargo de parlasuriano no debería existir, ya que no cumplen tareas específicas y solo representan un gasto al erario público.

Paraguay cuenta con 18 representantes en el Parlamento del Mercosur, pero estos funcionarios, que reciben una remuneración mensual de G. 32.774.840, no cumplen una tarea efectiva para el organismo regional. Para el próximo periodo, el Partido Colorado tendrá diez bancas en el Parlasur, el mismo número que tuvo en este periodo 2013-2018; el FG mantiene a Ricardo Canese y los liberales ganan una banca más de las seis que tenían, ya que el Unace perdió la suya.

Por si fuera poco, algunos parlasurianos electos visitaron hace unos días al presidente del Congreso, Fernando Lugo, para gestionar oficinas para el próximo periodo ya en calidad de miembros del Parlasur.

Para Hugo Estigarribia, analista y político colorado, “el cargo de parlamentario del Mercosur tiene que ser derogado por ley desde el 2023, porque es un cargo que no implica absolutamente nada para el Paraguay”.

Reveló que a él le han ofrecido ser parlamentario del Mercosur, pero rechazó la propuesta porque no desea ser “planillero internacional”. “Son planilleros internacionales, con todo respeto a las personas que fueron elegidas, (porque ahí) hay personas amigas y capaces”, indicó.

Estigarribia comentó que, por ejemplo, el salario de los parlasurianos de Argentina está judicializado y el presidente del citado país, Mauricio Macri, no les paga sueldo porque no tienen funciones. “Sin trabajar no se puede cobrar”, apuntó.

Hugo indicó que el dinero destinado a los parlasurianos “es un dispendio de dinero que no se justifica en un país pobre como el nuestro”. “Hasta fueros tienen, y es más, ha sido usado por varios para protegerse de procesos penales”, recordó Hugo.

Holgazanes. Por su parte, el analista político Alfredo Boccia Paz indicó que los parlamentarios paraguayos del Mercosur “son los haraganes mejor pagados del mundo parlamentario continental”. “El Parlamento del Mercosur como institución resultó ser casi un florero ornamental, porque no pudo avanzar hacia sus fines inicialmente propuestos”, subrayó.

Añadió que, desde su creación, el cargo de parlasuriano fue utilizado por los paraguayos “como un lugar donde colocar a aquellos políticos que no cabían en las listas de senadores o diputados”. “Paraguay (...) con seguridad fue el primer país que les puso el mismo estándar de parlamentarios que tienen los senadores y diputados nacionales, con sueldos, fueros, gastos de representación y una serie de privilegios”, lamentó Boccia.

El analista precisó también que ni siquiera las decisiones que toman los parlamentarios del Mercosur son vinculantes para la organización regional.

Dejá tu comentario