Interior

Entregan la merienda escolar a los alumnos del Chaco

 

Como anticipo a la entrega de los kits de alimentos que el Ministerio de Educación y Ciencias autorizó a las gobernaciones y municipios para proveer a los alumnos en cuarentena y para seguir estudiando desde sus respectivos hogares en Alto Paraguay, la merienda escolar proveída por la Gobernación desde ayer lunes comenzó a distribuirse a los estudiantes.

La leche y la galletita, en algunos casos chipita, ya fueron distribuidas por los directores de instituciones, acompañado por un miembro de la ACE (Asociación de Cooperadora Escolar), personal de Salud y Policía, para que los niños que son alumnos que siguen estudiando desde sus domicilios puedan tener contención alimenticia durante el aislamiento social.

Los chicos reciben las lecciones en sus hogares, mediante el uso de WhatsApp de los docentes, para dotarles de los materiales que deben desarrollar acompañado de los padres de familias, pero faltaba la merienda que dejaron de recibir desde el inicio de la suspensión de clases por el decreto de la cuarentena.

Ante la necesidad de los pobladores del departamento chaqueño, la Gobernación realizó el pedido al MEC para distribuir los alimentos, autorización que otorgó la entrega la merienda escolar en forma anticipada a los alumnos que les corresponde y la organización de la distribución está orientada por los directores de cada escuela sea pública o subvencionada.

Más de 4.000 niños, estudiantes en esta parte del Chaco, ya empezaron a recibir la merienda, cada director de escuela organiza la entrega con el propósito de evitar la aglomeración de personas y evitar la propagación del coronavirus.

Algunos optaron por entregar en cada vivienda, mientras otros organizan por horarios y días a cada nivel educativo y, que los padres de familia pasen a retirar de las instituciones. El acto de entrega está controlado por médicos, policías y directores para que el que reciba lo haga en forma adecuada de la institución educativa.

Esta servirá para los niños cuyos padres dejaron de trabajar por motivo de la cuarentena. Teniendo en cuenta la falta de ingresos a familia repercute en la alimentación, principalmente en los chicos que deben estar bien alimentados para proseguir con sus estudios, a pesar de la crisis sanitaria.

Dejá tu comentario