Economía

Empresarios ya sienten el impacto del contrabando y urgen acciones rápidas

Directivos de la CAP se reunieron ayer con el titular del Fisco, a quien pidieron resultados rápidos contra la informalidad fronteriza. También reiteraron el llamado a control del gasto en el PGN 2019.

El ministro de Hacienda, Benigno López, se reunió ayer con directivos de la Cámara de Anunciantes del Paraguay (CAP), ocasión en la que dialogaron sobre el Presupuesto General de la Nación (PGN), sistema tributario, gasto público y contrabando.

Al término del encuentro, el titular de la CAP, Carlos Jorge Biedermann, señaló que el punto que originó mayor debate fue el tema del contrabando.

En ese sentido, insistió en que los empresarios ya están sintiendo los impactos comerciales del contrabando, producto principalmente de la crisis argentina y su efecto en los precios de las mercaderías.

“Hay una gran preocupación, el problema de Argentina está ocasionando que después de dos o tres años de tranquilidad hoy estemos empezando a sentir muy fuerte el impacto del contrabando. Los contrabandistas son muy inteligentes, astutos y muy sinvergüenzas”, expresó.

Biedermann indicó que pidieron al titular del Fisco acciones concretas y rápidas contra el ingreso ilegal de mercaderías, ya que la informalidad fronteriza, además de ser una competencia desleal y apeligrar puestos de trabajo, se transforma en evasión impositiva que priva al Estado de recursos que pueden ser destinados a inversión en educación, salud o infraestructura.

Consultado sobre cuál fue la respuesta del ministro de Hacienda, el titular de CAP manifestó: “Nos dijo que hay una decisión política de atacar frontalmente al contrabando, vamos a ver cuáles son las acciones, confiamos en la palabra del ministro (...) No es un tema fácil, pero el Estado tiene recursos y tiene instituciones que tienen que hacerse cargo”.

REFUERZO. Tras la abrupta devaluación del peso argentino, lo que podría desencadenar en una caída de precios de sus productos principales, el Gobierno decidió reforzar los controles en los puestos de frontera para evitar el crecimiento del contrabando.

Luego de participar de una reunión con directivos del Centro de Importadores del Paraguay (CIP), los titulares de Aduanas y Tributación, Julio Fernández y Fabián Domínguez, respectivamente, aseguraron que la idea es garantizar que el mercado local que opera en la formalidad no se vea golpeado por el ingreso de mercadería ilegal.

Indicaron que, además del incremento del personal y las nuevas designaciones aduaneras en los puestos limítrofes, la Administración Tributaria designó a 34 funcionarios para, principalmente, realizar tareas de control en puestos claves de recaudación y en la denominada zona secundaria.

Además, el director de Aduanas adelantó que están realizando una renovación del equipamiento en las zonas fronterizas, lo que ayudará a detectar más precisamente los movimientos fuera de la ley.

El titular de la SET, por su parte, dijo que están mirando con mucho cuidado el impacto que pueda tener en la recaudación de impuestos la situación argentina y su consecuencia en el comercio de frontera.

Explicó que el ingreso de mercadería de forma ilegal tiene como consecuencia directa la evasión tributaria, lo que puede derivar en la ampliación del déficit fiscal y afectar el cumplimiento del presupuesto estatal.

Dejá tu comentario