Sociales

El sí, quiero de Giselle y Renato

 

Ante el altar de la iglesia Nuestra Señora de la Asunción de San Bernardino, unieron sus vidas en matrimonio Giselle Van Humbeeck Castillo y Pablo Renato Eduardo Daud Scavone, con la presencia de familiares y amigos. La pareja estuvo acompañada de sus padres que oficiaron de padrinos: José Van Humbeeck González y Graciela Castillo Rivera; María Julia Scavone Oddone y Carlos Daud Zacur.

Para la ocasión, Giselle optó por un diseño de Rocío Achucarro, de la firma Ocre. Un vestido blanco con detalles en la cintura y en la falda, escote halter, corte princesa. Complementó su look nupcial un delicado tocado de flores, del cual se desprendía su velo de tul. En las manos llevó un ramo de flores naturales, hecho por Julieta Fiorio, de Just Flowers.

Culminada la bendición nupcial, los recién casados ofrecieron una recepción en Tatano Posada Boutique. Desirée Grillón y Adriana Saccarello, junto al staff, se encargaron de todos los detalles para que la boda sea perfecta.

Al aire libre, con paisaje natural y vista del atardecer se realizó la recepción, con una ambientación donde se emplearon canastos de tacuarilla, arreglos de rosas, astromelias, eucaliptos y pastos de la pampa. La mesa de los invitados estuvo decorada con centros de mesa de kokedamas sobre carpetitas de piri, peceritas con red de macramé y gipsófilas; todos a cargo de La Creme Bazar. El cáterin tuvo el sello de Hermann Soerensen.

Dejá tu comentario