Economía

El nuevo salario mínimo será de G. 2.112.562 desde el mes de julio

Desde el próximo 1 de julio unos 430.000 trabajadores del sector privado y público que acceden al salario mínimo legal (SML) serán beneficiados con un ajuste de 3,5%, según el Decreto N°9088, emitido ayer por el presidente de la República, Horacio Cartes.

De este modo, el salario mínimo actual de G 2.041.123 pasa a G 2.112.562, a ser aplicado a partir del 1 de julio próximo.

La disposición del Ejecutivo recuerda que la decisión se ajusta a lo dispuesto en la nueva Ley 5764, que actualizó el Código del Trabajo que ahora permite incrementos anuales según la inflación acumulada en los últimos doce meses.

Con esta medida, la suba del salario con la que serán beneficiados los trabajadores es de G. 71.439 que, según las autoridades del Ministerio del Trabajo, es solo una compensación por costo de vida.

El jornal mínimo de este modo también aumenta, pasando a G. 81.252, a ser aplicado también desde el próximo mes.

resumen histórico. Este es el cuarto y último ajuste en el salario mínimo que se realiza bajo gobierno de Cartes.

En 2013, cuando asumió su Gobierno, el salario mínimo estaba en G. 1.658.232 y el primer ajuste se realizó en marzo del año 2014 cuando subió a G. 1.824.055.

Luego en diciembre del 2016, tras modificarse la Ley del Código del Trabajo se decretó un aumento de 7,5% (ya no más bajo el régimen del 10% acumulado como la norma anterior) con lo que el SML se ubicó en 1.964.507.

Posteriormente se realiza bajo esta nueva norma otro ajuste en junio del año pasado, fijando el salario actual y la última suba que entra a regir desde julio.

Con esto, durante el periodo actual de Gobierno se habrá incrementado en G. 454.300 el monto del salario mínimo, desde el inicio al cierre de su gestión. El incremento en el valor del SML, midiendo de esta forma, es de 27,4% en los últimos 5 años.

Embed

NO SE ESCUCHÓ. Vale recordar que la semana pasada la Central Unitaria de Trabajadores (CUT) había remitido vía nota al Ejecutivo la solicitud de que el salario básico se ajuste como mínimo a los G. 2.500.000. Consideraban que la pérdida histórica de poder adquisitivo de un trabajador que accede a este nivel de ingresos es un 25%.

También cuestionaron la manera en que calcula el Banco Central el Índice de Precios al Consumidor (IPC) sobre la base de unos 465 productos, de los cuales los obreros apenas alcanzan a comprar habitualmente 70 a 80 de esos productos.

Dejá tu comentario