Nacionales

El cerebro del crimen del fiscal Pecci teme por su vida y pide protección a cambio de datos

Francisco Luis Correa Galeano, considerado el cerebro del crimen del fiscal Marcelo Pecci en Colombia, indicó que teme por su vida, pidió protección especial y que lo saquen del país.

Francisco Luis Correa Galeano, de 43 años, sospechoso de articular el asesinato del fiscal Marcelo Pecci, solicitó a la Fiscalía protección especial y refugio en otro país, a cambio de delatar a los responsables de ordenar el homicidio.

“Esos tipos son muy pesados, son grandes ligas, manejan mucha plata, mueven drogas y armas. Es una red con alcances internacionales en Holanda, España, Nicaragua, Paraguay, Perú, México y El Salvador. Los que están detrás de esa vuelta es gente muy pesada”, expresó según publican medios colombianos.

Durante un interrogatorio, Correa indicó a los investigadores que, el 2 de mayo de 2022, el confeso narco Ramón Pérez Hoyos lo buscó para comentarle que había una vuelta para matar al fiscal Pecci, informó el portal Caracol radio.

“Ese man se la tenía montada a su patrón, porque le metió a la cárcel al hermano, no sé cómo se llama, he escuchado que es un man paraguayo, fue atracador de bancos y luego se volvió narco y se voló a una isla francesa”, declaró.

La investigación de las autoridades colombianas apuntan a Miguel Insfrán, alias Tío Rico, uno de los prófugos del operativo A Ultranza Py, como presunto autor moral del crimen de Marcelo Pecci.

Lea más: Pecci: En Colombia sindican a Tío Rico como autor moral del crimen

El prófugo, conocido como Tío Rico, posee una larga trayectoria criminal. Se inició en el crimen organizado cometiendo delitos relacionados con el robo, desarme de vehículos y reducción en el 2007.

Con el correr de los años, Tío Rico fue incursionando en actividades vinculadas al narcotráfico, hasta conformar una amplia e importante estructura criminal, con soporte logístico para el tráfico de sustancias ilícitas por vías aérea y terrestre, según un informe de investigadores locales.

Insfrán conformó distintas empresas, las cuales estarían operando en un esquema de lavado de activos que funciona dentro del entorno familiar a través de sus hermanos.

Dejá tu comentario