Sucesos

El 2011 fue un año de mucha violencia contra las mujeres

Los hechos punibles por violencia familiar, asaltos en la vía pública y abusos sexuales son los que más afectan a la mujer. Pablina Vera, madre de Sonia, pide a las mujeres golpeadas denunciar sus casos.

Por Fernando Núñez | fnunez@uhora.com.py

VER EDICIÓN IMPRESA (PDF)

Davino Vera y Pablina Lugo de Vera, padres de Sonia, quien fue brutalmente asesinada por su marido, el dirigente y exbarrabrava del club Olimpia Adolfo Trotte, se reúnen frente al árbol de Navidad de su casa para recordar a su hija. Sienten el vacío que les deja la ausencia de ella, en especial en estos días festivos.

El caso de Sonia conmocionó a la ciudadanía, inclusive, varias personas se vieron reflejadas con su vida. Luego de este crimen, las charlas, noticias y publicaciones sobre violencia familiar aumentaron, con la finalidad de generar conciencia en la sociedad sobre sus consecuencias y, en especial, para que las víctimas se animen a realizar sus denuncias.

<img src="http://ultimahora.com/adjuntos/imagenes/000/379/0000379296.jpg" width="620" style="float: left; padding:5px; background:#CC0000; margin-right: 5px;" />

UN VACÍO. A casi seis meses del lamentable crimen, Pablina Vera Lugo, madre de Sonia, afirmó que "hay un vacío muy grande en mi vida y la busco todos los días a mi hija".

En estas fechas festivas por fin de año, Pablina indicó que desde el pasado 3 de julio su vida cambió tras la pérdida de su hija Sonia.

"Siento un dolor tremendo al pensar que (Sonia) no va estar con nosotros en la cena de Navidad. Pido a Dios las fuerzas necesarias", exclamó entre lágrimas y sosteniendo fuertemente un retrato de su hija.

Pablina comentó, además, que luego de perder a su hija, también, perdió contacto con sus nietos, a quienes extraña bastante y no pierde las esperanzas de que un día la llamen, por lo menos vía telefónica. "Me duele mucho que mis nietos no me hablen. Espero todos los días por lo menos una llamada. Soy su abuela y los quiero mucho", remarcó sin consuelo.

Por último, rogó a Dios por todas las mujeres golpeadas y pide que denuncien sus casos y soliciten ayuda a profesionales.

En el caso, el fiscal Federico Espinoza presentará el requirimiento conclusivo ante el juez Juan Carlos Pane Cheli, el próximo 29 de diciembre.

LA MUJER. A pocos días de culminar un año, quedan en los registros varios hechos criminales que tuvieron como víctimas a las mujeres.

La Dirección de Servicio de Apoyo a la Mujer advierte que en la temporada de verano y en las fiestas de fin de año aumentan considerablemente las denuncias por violencia contra la mujer. Por su parte, la Secretaría de la Mujer menciona que 1619 casos fueron atendidos este año.

FACETAS. La violencia contra la mujer presenta numerosas facetas que van desde la discriminación y el menosprecio hasta la agresión física o sicológica y el asesinato.

Debido a la ola de agresiones que afectan principalmente a las mujeres, en todo el país, la Dirección de Servicio de Apoyo a la Mujer recomienda a las víctimas efectuar sus denuncias en las comisarías o en el Juzgado de Paz.

MÁS CASOS. Otro de los casos sonados fue el brutal asesinato de la universitaria Sady Medina, en el mes de junio. Su cuerpo fue abandonado a 30 metros de la comisaría de Yrybucuá, el supuesto autor del hecho hoy recluido en la cárcel de San Pedro es Juan Cuenca Garcete, quien se presentó ante la Justicia luego de permanecer seis meses prófugo.

Las cifras

*137 marcando este número, las mujeres, niñas y adolescentes que son víctimas de la violencia doméstica e intrafamiliar recibirán asistencia de profesionales especializados en el ámbito psicológico, legal y social. La línea SOS Mujer pretende dar respuestas a las interrogantes, durante las 24 horas, los 365 días del año.

1.619 son los casos de violencia atendidos este año por la Secretaría de la Mujer. Los registros responden a las denuncias realizadas hasta el mes de agosto. Según la División Especializada de Atención a Víctimas de Violencia Familiar, el 75 % de violencia intrafamiliar afecta a mujeres y niñas menores como víctimas.

Dejá tu comentario