Política

Ejecutivo ordena a ministros aplicar política de austeridad

 

El Poder Ejecutivo solicitó a sus ministros iniciar una política de austeridad y aplicar recortes en la elaboración del proyecto de Presupuesto 2021 que debe ser presentado a fines de agosto.

Ayer hubo una reunión en Palacio de Gobierno, entre el presidente Mario Abdo Benítez, el ministro de Hacienda, Benigno López y el jefe de Gabinete Juan Ernesto Villamayor. Los demás ministros participaron de una videoconferencia.

El jefe de Gabinete indicó que envió una circular a los principales colaboradores para materializar la orden presidencial.

Anunciaron que en este agosto y setiembre procederán al descuento del salario de los funcionarios para cubrir el déficit generado por la pandemia.

“Es bueno que la política de recorte que guarda relación con esa política de austeridad empiecen en cada ministerios”, significó Villamayor. El pedido puntual es mantener aquellos rubros vinculados directamente al cumplimiento misional de cada institución.

Mientras que deberán aplicar los recortes a aquellas cuestiones innecesarias como viajes al exterior y gastos de representación dependiendo de cada caso.

“Esta es la situación y lo que no puede ocurrir en ningún caso que el Estado no tenga límites en una escalada de gastos y todo ese peso recae en el sector privado”, sentenció.

Sostuvo que durante la reunión se ratificó la instrucción a todos los ministros. Hacienda hizo una presentación de la proyección económica y demostró que Paraguay tendrá capacidad de salir antes de la crisis que otros países de la región.

“Pero salir antes requiere de un esfuerzo conjunto y no mantener determinadas prácticas. En consecuencia, cada ministro tiene que coordinar ahora con Hacienda la política de recortes para luego presentar el proyecto de Presupuesto”, indicó.

Sostuvo que se debe tener en cuenta la capacidad de recaudación real. Cada ministro debe identificar qué rubros deberán ser recortados y tienen un plazo de dos semanas para este efecto.

“Hay zonas donde los gastos de representación son necesarios y otras que no”, significó al tiempo de reconocer que la actividad económica ha sufrido un golpe por la pandemia y ello obliga a realizar los ajustes necesarios en todas las áreas. Indicó que en la medida en que la actividad económica no repunte, la recaudación es inferior y los recortes ayudarán a reducir la brecha del déficit estatal. Cuestionó que haya iniciativas que aumentan la carga como es el caso del pago a todos los ex combatientes del 2 y 3 de febrero de 1989.

Dejá tu comentario