Mundo

Duro informe de ONU revela nuevas ejecuciones y torturas en Venezuela

La alta comisionada de la ONU para los DDHH, Michelle Bachelet, dijo que se documentaron 57 nuevos casos de presuntas ejecuciones en julio de este año, bajo el Gobierno de Nicolás Maduro.

La alta comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, denunció ayer más casos de posibles ejecuciones extrajudiciales, así como de torturas y malos tratos de detenidos en Venezuela.

En un discurso en la 42ª sesión del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas en Ginebra, Bachelet presentó un duro nuevo informe sobre la situación en Venezuela bajo el gobierno del presidente Nicolás Maduro.

“Mi Oficina ha seguido documentando casos de posibles ejecuciones extrajudiciales cometidas por miembros de las Fuerzas de Acción Especiales de la Policía Nacional –conocidas como FAES– en algunos barrios del país”, señaló. “Tan sólo en el pasado mes de julio la organización no gubernamental ‘Monitor de Víctimas’ identificó 57 nuevos casos de presuntas ejecuciones cometidas por miembros del FAES en Caracas”, precisó la ex mandataria chilena. Bachelet indicó además que su oficina documentó “casos de tortura y malos tratos, tanto físicos como sicológicos, de personas arbitrariamente privadas de su libertad, en particular de militares”.

En contraposición a estas denuncias, dijo que el gobierno de Maduro cumplió con la excarcelación de 83 personas, entre ellas aquellas cuya detención había sido considerada como arbitraria por el Grupo de Trabajo de Detención Arbitraria.

En un primer informe, presentado el 5 de julio, Bachelet había denunciado la erosión del Estado de derecho en Venezuela, advirtiendo también que las sanciones internacionales agravaban la crisis en el país. “La situación de derechos humanos sigue afectando a millones de personas en Venezuela y con claros impactos desestabilizadores en la región”, reiteró.

SANCIONES PARA OENEGÉS. Bachelet deploró, por otra parte, las recientes acciones con vistas a aprobar una ley que tipifica como delito las actividades de las organizaciones de derechos humanos nacionales que reciben fondos del extranjero. “Esa ley, si se aprueba y aplica, reducirá aún más el espacio democrático”, advirtió la representante de la ONU.

Hace unas semanas, el número dos del gobierno, Diosdado Cabello, advirtió que la oficialista Asamblea Constituyente –que preside– aprobaría una legislación para sancionar el financiamiento externo de las oenegés. “Vamos a aprobar una ley para sancionar severamente a esas oenegés y personas que están recibiendo plata del imperialismo para conspirar contra nuestro país. Eso no lo permiten en Estados Unidos”, dijo Cabello el 14 de agosto, en su programa semanal en la televisión estatal VTV. En su nuevo informe, Bachelet insistió además en que las sanciones del gobierno del presidente estadounidense Donald Trump contra el gobierno de Maduro contribuyen a agravar la situación humanitaria del país y el éxodo de venezolanos.

La representante de la ONU alertó que la situación económica y social del país se sigue deteriorándose rápidamente.


Delegación ante la OEA da nuevo paso para activar el TIAR
La delegación de Venezuela ante la Organización de Estados Americanos (OEA) anunció ayer que pidió la convocatoria del órgano de consulta para la activación del Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca (TIAR) –el compromiso de defensa mutua entre naciones ante ataques armados– para presionar al presidente venezolano, Nicolás Maduro. “Es una carta dirigida a la presidenta del Consejo Permanente (de la OEA) solicitando que se convoque el órgano de consulta”, dijo en una rueda de prensa Gustavo Tarre, el representante permanente ante ese organismo como delegado del Parlamento de Venezuela, que preside el opositor Juan Guaidó. Tarre explicó que la misiva va firmada por la mayoría absoluta de los países miembros del tratado. EFE

Dejá tu comentario