Sucesos

Corte tiene un déficit de G. 65.000 millones y pide clemencia a entes

Envió notas a ANDE, Essap y Copaco, ya que solo puede pagar hasta agosto. Necesita ampliar su presupuesto del 2019 por G. 7 mil millones para abonar servicios básicos en varias de sus sedes.

El Poder Judicial tiene un déficit presupuestario de G. 65 mil millones, según reconoció el director administrativo, licenciado Rubén Ayala. Tiene para pagar sus servicios básicos solo hasta agosto de este año, por lo que ya pide clemencia a varias instituciones.

El director judicial señaló que la Corte está al día con los servicios de la Administración Nacional de Electricidad (ANDE), la Empresa de Servicios Sanitarios del Paraguay (Essap), y la Compañía Paraguaya de Comunicaciones (Copaco).

Sin embargo, el presupuesto para este año fue recortado en el Parlamento por un monto de G. 3.457.666.781, lo que es menor al del 2018, con lo que eso solo alcanza hasta el mes de agosto próximo.

Con ello, el Poder Judicial, pidió al Congreso una ampliación presupuestaria de 7.000 millones de guaraníes, para pagar los servicios básicos de los meses de setiembre a diciembre, según Ayala.

Explicó que la Corte ya remitió notas de consideración, explicando la situación a los presidentes de la Ande, Essap y Copaco, donde se explica la situación actual.

Indicó que ese dinero será para pagar los servicios básicos y para deudas de años anteriores de las sedes judiciales, específicamente en el canon por la potencia instalada en las mismas.

Ayala aseguró que en caso de que el Parlamento no apruebe el aumento presupuestario, se quiere evitar que se corten los servicios básicos, ya que serán los usuarios de Justicia los que sufrirán las consecuencias, ante la falta de luz, agua y comunicaciones, según el funcionario.

DÉFICIT. Por otro lado, Rubén Ayala indicó que “básicamente, hay que considerar que la Corte tiene un presupuesto desfinanciado”.

Reveló que tenían un presupuesto en Fuente 30 (recursos institucionales provenientes de lo que la Corte recauda a través de las tasas judiciales y no a través de Hacienda) que está aprobado pero no tenían el dinero para cubrirlo.

“Eso es porque el Parlamento, en el presupuesto de gastos de la Corte no consideró la recaudación real posible de ingresos judiciales”, aseveró.

Al empezar el año, el déficit financiero en Fuente 30 del presupuesto era de 100 mil millones de guaraníes y no tenían la recaudación para cubrir ese monto, recordó Ayala, quien afirmó que se palió aquello con un cambio de fuente, con 35 mil millones que se le solicitó al Ministerio de Hacienda para financiar el Palacio de Justicia de Ciudad del Este. Pero aún quedan 65 mil millones de guaraníes de déficit financiero.

El licenciado Ayala argumentó que las racionalizaciones que ahora pretenden realizar tienen en muchos objetos del gasto y “van para cubrir una necesidad financiera, no presupuestaria, para cubrir esa parte del financiamiento”.

Pedido se envió en mayo pasado
Según aclaró la Corte, para revertir la situación de déficit en el rubro de servicios básicos (agua, luz y comunicaciones), generada por el recorte en el Parlamento al Proyecto de Presupuesto 2019, se pidió la ampliación presupuestaria el 7 de mayo pasado. Esto se dio por nota de Presidencia N°54/2019, donde se presentó al Congreso Nacional un proyecto de ampliación presupuestaria, el cual se encuentra en pleno estudio por parte de dicho Poder del Estado.
Alegan que el Presupuesto 2019 se aprobó en el subgrupo de Gasto 210- Servicios Básicos (agua, luz y comunicaciones) un monto de G. 3.457.666.781, el cual es inferior al Presupuesto 2018, lo que generó el descalce presupuestario, cuyo efecto se dará inicio a partir de julio.

Dejá tu comentario