Política

Corte desató crisis al habilitar candidaturas de Cartes y Nicanor

Los ministros de la máxima instancia judicial son los responsables de la crispación institucional y la división interna en los partidos que está generando el juramento del ex presidente de la República como senador activo.

La Corte Suprema de Justicia abrió las puertas que desataron la crisis institucional al habilitar las candidaturas para senadores del ex presidente Nicanor Duarte Frutos y del presidente Horacio Cartes. También dio el guiño al vicepresidente Juan Afara, que generó menos crispación política luego de renunciar antes de las elecciones.

La decisión de la máxima instancia judicial se dio a pocos días de las elecciones generales del 22 de abril, luego de rechazar las acciones planteadas por el Frente Guasu, el Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA), el Partido Patria Querida y el Partido Revolucionario Febrerista en contra de las postulaciones de Nicanor y Cartes.

Hoy, a casi tres meses de las elecciones generales, la confrontación entre los sectores políticos ocupa la mayor parte del tiempo y hay una guerra de acciones legales a nivel de la Fiscalía, inclusive con advertencias de acudir a nivel internacional.

LOS RESPONSABLES. Los ministros que avalaron la habilitación de las candidaturas de Cartes y Nicanor fueron José Raúl Torres, Antonio Fretes, Luis María Benítez Riera, Miryam Peña y el camarista Carlos Escobar, quien integró la Corte en reemplazo de la inhibida Gladys Bareiro.

También firmó el fallo la ex ministra Alicia Pucheta, quien no se inhibió a sabiendas de que era la elegida de Cartes para ocupar la vicepresidencia de la República con la promesa de ser la primera mujer en ocupar el sillón presidencial para completar el mandato si el Congreso aceptaba la renuncia de Cartes.

La decisión de estos magistrados se basó en que “la interpretación de la Constitución se halla atribuida como función al Poder Judicial en su conjunto, de acuerdo al artículo 247”. Además argumentaron que allí “donde hay una contradicción, donde hay dos interpretaciones posibles, quien debe disipar la duda, la incertidumbre jurídica, no puede ser sino el órgano legislativamente reservado para ejercer la jurisdicción constitucional”, en referencia a la Corte Suprema de Justicia.

divisiones. La posición a favor o en contra del juramento de Nicanor y Cartes desató un caos institucional y genera divisiones internas en los partidos. En el Partido Liberal Radical Auténtico se ahonda la fractura entre el sector que lidera Efraín Alegre y el de Blas Llano. Este último se muestra a favor del juramento.

En el sector que encabeza el presidente electo, Mario Abdo Benítez, no hay una sola voz y el tema también genera posiciones confrontadas. Un grupo se opuso frontalmente a aceptar la renuncia de Cartes para que luego pueda jurar como senador. Mientras que otros legisladores abdistas se muestran abiertos.

El mismo escenario se muestra entre los abogados y constitucionalistas que consideran que hay que dar lugar al juramento, mientras que los que rechazan señalan que la Constitución solo permite que sean senadores vitalicios.

Esta semana será decisiva ya que el titular del Congreso, Silvio Ovelar, anunció que someterá a la plenaria y que solo se debe revocar la resolución de Fernando Lugo que hizo jurar a Mirta Gusinky.

Si existe mayoría, el jueves sería tratado el tema.

Embed

El guiño. Mediante el fallo,los ministros rechazaron las acciones de inconstitucionalidad planteadas contra las candidaturas a senadores activos de Nicanor Duarte Frutos, Cartes y Afara.

Dejá tu comentario