Nacionales

Conflicto entre policía y fiscal por aparente detención irregular

El Ministerio Público investiga un caso de aparente detención irregular de un joven en el barrio Zeballos Cué, de Asunción. El caso generó conflicto entre el oficial que realizó el procedimiento y el fiscal que liberó al hombre poco después.

Todo ocurrió hace cinco días en Zeballos Cué, de Asunción, cuando un agente policial detuvo a Ángel Pedro Amor Garay Candia que, supuestamente, se resistió y estaba en actitud sospechosa.

La Fiscalía dispuso que el joven sea liberado porque no existía una orden judicial en su contra, y eso fue lo que molestó al oficial ayudante Carlos Vázquez Martens, quien realizó el procedimiento.

El fiscal Víctor Maldonado explicó, este miércoles, que ordenó la liberación del joven de 25 años, porque consideró arbitraria la actuación del oficial.

"Lo que ocurrió fue una aprehensión arbitraria a un joven por no tener documentos. Sí, tiene antecedentes, pero ya fueron purgados (antecedentes por hurto agravado, hurto y violencia familiar)”, especificó el agente fiscal en contacto con Monumental 1080 AM.

Puede leer: Piden sanción para policía por detención ilegítima

El artículo 12 de la Constitución Nacional establece que nadie podrá ser detenido, ni arrestado sin una orden escrita de autoridad competente, salvo caso de ser sorprendido en flagrante comisión de delito.

Maldonado siguió aclarando que, si una persona no cuenta con su documento de identidad, los agentes policiales tienen un sistema de radio para solicitar antecedentes.

“Estamos en el siglo XXI, donde la comunicación es instantánea por todos los medios”, subrayó. Aconsejó que, ante una situación similar, lo primero que debe hacer una persona es mencionar el número de su cédula de identidad.

Asimismo, criticó el término “actitud sospechosa”, que se utilizó para dar marcha a la detención del joven.

La fiscala adjunta Lourdes Samaniego González remitió un escrito al ministro del Interior, Juan Ernesto Villamayor. Solicitó la apertura de un sumario administrativo o sanción para el oficial Carlos Vázquez Martens, por su ilegítimo accionar.

Lea más: Fiscalía indaga sobre aparente detención irregular de joven

El oficial también habló sobre la situación y manifestó que aceptará una posible sanción, pero aseguró que cumplió con su trabajo, y que todo lo hizo conforme a la ley.

Dijo que toda está situación le parece injusta. “Si tendré que ser sancionado, lo aceptaré”, sentenció.

El procedimiento se realizó en la noche del pasado viernes y fue llevado a cabo por agentes de la Comisaría 23ª de Zeballos Cué, en la ciudad de Asunción.

Dejá tu comentario