Sucesos

Confirman condena por hurto de joyas

 

La condena contra una mujer hallada culpable de hurtar joyas valuadas en unos 800.000 dólares fue ratificada por el Tribunal de Apelación en lo Penal, Tercera Sala.

La resolución afecta a Flora Irene Giménez, quien fue hallada culpable de hurto agravado. En juicio oral, los jueces Juan Carlos Zárate, María Fernanda García de Zúñiga y Héctor Capurro la habían condenado a siete años de pena privativa de libertad.

Ahora, con voto dividido, los camaristas Agustín Lovera Cañete, José Waldir Servín y Cristóbal Sánchez confirmaron la resolución dictada en el juicio oral.

Los abogados Miguel y Óscar Said Bobadilla apelaron la resolución por falta de fundamentos, además de varios otros puntos, por lo que piden la nulidad de la resolución dictada por los jueces.

La fiscala Stella Mary Cano solicitó ratificar el fallo, al igual que el representante de la querella adhesiva.

El preopinante, el camarista Cristóbal Sánchez, en su voto, señala que la sentencia es nula porque los jueces no realizaron un correcto análisis y fundamentación de su fallo.

Por su parte, sus colegas Agustín Lovera y José Waldir Servín votan por confirmar la sentencia, teniendo en cuenta que se ajusta a derecho.

En el caso, la denuncia fue presentada por el director del Museo de Arte Sacro, Nicolás Latourrette Bo, en contra de su ex ama de llaves, Flora Irene Giménez.

Entre las joyas hurtadas se encontraban un prendedor del siglo XIX, con diamante, varios anillos, prendedores, perlas, objetos que dan un valor de unos 800.000 dólares.

Dejá tu comentario