Nacionales

Comisario relata cómo fue torturado e insiste con enjuiciar a Bower

A tan solo horas de la audiencia preliminar de su caso, el comisario Alfredo Cáceres contó lo que vivió después del intento de golpe en el 2000. Este oficial es una de las personas que demandó a Walter Bower por tortura.

Hace 18 años que el comisario Alfredo Cáceres sufrió la tortura. Ese mismo tiempo lleva dilatándose su caso en la Justicia. Cáceres y el –por entonces– oficial Jorge López demandaron al ex ministro del Interior Walter Bower, a quien no consiguen llevar a juicio oral y público, hasta el momento. Este lunes será la audiencia preliminar, donde declararán acusados y querellantes.

El comisario Cáceres estuvo invitado este domingo en el programa La Lupa, de Telefuturo. Compartió el panel junto a los periodistas Carlos Báez, Aníbal Espínola y Santiago González. En la transmisión relató cómo fue torturado en el Comando de Infantería de la Marina.

A ciegas

Según su relato, iban en caravana y pasaron frente a la Aduana. Pensó, al principio, que se dirigían a la Agrupación Especializada. “Como correspondía y era parte de nuestra ley orgánica”, explicó. Sin embargo, llegaron hasta el Comando de Infantería de la Marina, donde los portones ya estaban abiertos para el ingreso de los vehículos.

“Ahí estaban el presidente Luis González Macchi, el senador Juan Carlos Galaverna y Silvio Ferreira, que era ministro de Trabajo y Justicia”, recordó. Los acompañaba una persona más, que se dedicaba a escribir. Estaban en una ayudantía, una sala del Comando.

De ahí, trasladaron al comisario, a una sala vacía, donde lo encerraron. Detalló las imágenes que recordó de aquella noche. No olvidó las tablas de madera clavadas a la ventana por fuera. Pasó tres días ahí, del 19 al 21 de mayo del 2000. Justo después de que haya ocurrido el intento de golpe.

Nota relacionada: Defensa pide sobreseer a Walter Bower

“Veo que mi remera blanca estaba con sangre”, contó Alfredo Cáceres a los panelistas y a la audiencia de La Lupa. Narró que, en el encierro, le ataron las manos hacia atrás con una soga y lo pusieron contra la pared. Con un pedazo de colchón le cubrieron los ojos y empezaron a vendarlo con cinta de embalaje.

Lo sacaron a empujones del encierro. “De noche me llevaban. Conté los pasos. Primero eran 14 hacia la derecha, al norte, y otra vez a la derecha, siete más”, detalló.

Siempre según su relato, lo llevaron a otra sala, le ordenaron que se arrodillara y le apretaron los brazos atados. Repentinamente, golpearon sus oídos con las manos, los dos lados al mismo tiempo. Por los gestos frente a cámaras, Cáceres deja ver que revivió aquel dolor. La sangre de los tímpanos le manchó la remera.

“Eso se le hace a los reclutas en los cuarteles”, dice el comisario, para ejemplificar. Sin embargo, sobre sus palabras, interviene el periodista Carlos Báez. “Pero eso no se le debería hacer a nadie”, añade. El comisario asiente a la interrupción.

Aparece Bower

Si Alfredo Cáceres maneja con precisión las horas de aquella noche, es por el famoso libro de novedades de la Marina, en el que se registran las actividades durante la vigilancia. Este permaneció extraviado por un tiempo, pero luego apareció y fue entregado a un medio local por un militar. Finalmente, se entregó bajo acta a la Fiscalía.

El libro de novedades comprueba qué día y a qué hora Walter Bower y una comitiva estuvieron en el lugar de los hechos. Este es uno de los importantes recursos legales que dieron curso al caso en la Justicia.

“Desde las 21.30 hasta cerca de las 00.30 me torturaron”, continuó contando el hombre que acusa al ex ministro del Interior durante la presidencia de Luis González Macchi.

El comisario tomó estas referencias por la hora en la que ingresó y se retiró Bower del Comando.

Nota relacionada: Ex ministro Bower va a preliminar, tras 17 años de iniciarse el proceso

Por el mismo infortunio que Alfredo Cáceres pasaron muchos otros que también fueron torturados, según la víctima. El actual comisario Jorge López fue uno de ellos porque lo asociaban con el intento de golpe del 2000, y también entabló la demanda.

El invitado de La Lupa también relató que cuando Bower entró a la habitación de tortura, lo acompañaron el subcomisario Ricardo Palacios, el comisario Basilio Pavón (fallecido) y Osvaldo Vera.

A Jorge López también lo tenían maniatado y lo vendaron cuando los recién llegados iban a ingresar.

Audiencia preliminar

Walter Bower, en 18 años, aún no fue juzgado por este caso. En la audiencia preliminar de mañana, que inicia a las 8.00, se presentarán las acusaciones. Estarán declarando tanto los acusados como el comisario Alfredo Cáceres, a quien le tocará el turno a las 9.00. A través de La Lupa, hizo una invitación pública, pidió que todo aquel que quiera, acompañe el proceso.

Está pensado que sea una extensa audiencia, de la que dependerá ir o no a juicio.

Nota relacionada: Prueba clave contra Bower se habría perdido hace 15 años

Dejá tu comentario