País

“Colegios técnicos están desfasados por inestabilidad y burocracia del MEC”

El ex director de Educación Técnica del Ministerio, Ing. Ramón Iriarte, afirma que cada proyecto para modernizar al sector "muere" con cada cambio. La entidad estatal tuvo 7 ministros en 10 años.

Como ocurre últimamente en educación, jóvenes secundarios demostraron días atrás el desfasaje que existe en los colegios con modalidades técnicas, especialmente en las carreras industriales.

Esta situación generó críticas a la gestión del Ministerio de Educación y Ciencias (MEC), en cuanto a la falta de actualización curricular y de modernización de los equipos.

Para Ramón Iriarte, quien fue director general de Educación Técnica de la cartera durante la gestión de Marta Lafuente, la inestabilidad del MEC y su excesiva burocracia impiden que los proyectos para modernizar estos centros educativos se lleven adelante.

Siete ministros (ocho, contando las dos veces de Galeano Perrone) pasaron por el MEC en los últimos diez años. Cada uno con proyectos y prioridades diferentes, asegura Iriarte. El especialista lidera en la actualidad un proyecto para calcular costos para renovar los equipos de instituciones educativas técnicas de todo el país. El plan lo hace a pedido de los directores y docentes de estos institutos, según comenta.

“Durante la gestión de Riart elaboramos un proyecto para modernizar la malla curricular de estos colegios, pero se cambió al ministro y se tuvieron otras prioridades”, explica el especialista. Agrega que “la inestabilidad del MEC, también la burocracia para adecuar los currículos o modernizar las maquinarias”.

Al contrario, la tecnología avanza a pasos veloces, como ocurre en la electrónica. “La tecnología de la televisión ha cambiado enormemente en los últimos diez años, con aparatos led, smart, que se conectan a la web, de alta resolución, pero el programa de estudios de esta especialidad está diseñado para la tecnología de otro momento”, apunta.

No obstante, sostiene que el currículum es –o debería ser– flexible para que los propios docentes hagan los cambios que crean necesarios. El problema radica en que los profesores no tienen capacitaciones, además de que estos cambios deben ser avisados y aprobados por alguna instancia superior, lo que se dificulta con la burocracia estatal.

PROYECTO. A pedido de profesores y directores, Iriarte lidera en la actualidad un programa que pretende analizar costos para actualizar las 26 especialidades técnicas que se ofertan en establecimientos públicos de todo el país. Según un estudio del MEC del 2016, solo en el Técnico Nacional se requiere de una inversión de USD 8 millones para equipar las especialidades.

“Hay una intención de utilizar parte de los fondos de la Unión Europea (USD 46 millones) para modernizar los institutos, pero debe haber voluntad política”, expresa.

La cartera educativa también considera utilizar estos fondos, a raíz de G. 1.700 a 2.000 millones en 56 centros secundarios en todo el país. No se sabe si es suficiente.

Dejá tu comentario