Política

Cartismo se suma a la oposición y rechaza el proyecto de enmienda

 

La propuesta de enmienda constitucional para que los militares combatan a las fuerzas criminales causa rechazo en la mayoría de las bancadas del Senado, e incluso en el cartismo, actual aliado de Mario Abdo; alegan que existen demasiadas críticas al proyecto que deben ser atendidas.

El presidente anunció que esta semana enviará ya el proyecto de enmienda a fin de que las FFAA puedan involucrarse en la lucha contra el crimen organizado. Juan Darío Monges, líder de la bancada cartista, dijo ayer que en gran parte de las fuerzas del orden hay desacuerdo sobre el planteamiento y es algo que no puede desoír. Si bien los senadores del ala cartista mencionaron que aún no conocen el proyecto, señalaron que desde el momento en que genera rechazo el plan, hay que mirar con otros ojos.

Monges dijo que por lo que ha escuchado de gente que conoce y está inmersa en las Fuerzas Armadas, hay un total desacuerdo con dicho proyecto. Sin embargo, afirmó que lo importante es que el presidente de la República, según sus atribuciones constitucionales, pueda disponer de ambas fuerzas, la militar y la policial, si la situación lo amerita. “Muchos militares retirados no están de acuerdo, no comparten el procedimiento. No conozco a profundidad el proyecto, pero por lo que he escuchado de gente que conoce y que son miembros de las Fuerzas Armadas, hay un total desacuerdo porque la milicia, respecto a la Policía, es diferente”, agregó el senador.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Diputados y del Partido Colorado, diputado Pedro Alliana, principal vocero de Honor Colorado, en tono también cauto dijo que “aún no tuvimos la oportunidad de conocer el proyecto, lo único que sabemos es la intención del Poder Ejecutivo de meter ese proyecto para brindarles más funciones a las Fuerzas Armadas”.

“Por un lado podría ser interesante ver o darles otras funciones a las Fuerzas Armadas y, por otro lado, se recortarían los gastos de las FFAA y fortalecer el presupuesto de la Policía, para mejorar la seguridad interna del país”, sostuvo. Dijo que la crítica, en especial de los policías que no concuerdan con el proyecto del Ejecutivo, es atendible y que de hecho este tema abrirá un amplio debate.

NO IRÁN A LAS CALLES. El ministro de Defensa, Bernardino Soto, al defender el plan gubernamental, dijo a ÚH que la idea no es militarizar la calle, sino darles un aval legal a los militares para que tengan nuevos roles. Dijo que los militares no van a salir a confrontar con la policía, sino que se pondrán la misma camiseta ante las nuevas amenazas.

Dejá tu comentario