Política

Candidatos deben revelar quiénes financian sus campañas electorales

Diputados sancionó ayer por unanimidad cambios en la ley de financiamiento político. Hasta los acérrimos detractores cambiaron de postura y apoyaron la norma. Marito promete promulgar.

La Cámara de Diputados aprobó las modificaciones a la ley que regula el financiamiento político remitidas por el Senado, con lo que quedó sancionada la ley. El principal cambio introducido a la ley es que los candidatos deben remitir tanto a los tribunales partidarios como al Tribunal Superior de Justicia Electoral, la rendición de cuentas de lo realizado al principio y al fin de la campaña, sean internas como generales. El documento pasa al Poder Ejecutivo para su promulgación o veto.

Luego de que la media sanción del Senado había recuperado el espíritu de la redacción inicial presentada por la proyectista, la diputada Rocío Vallejo, del Partido Patria Querida, ayer los diputados por 67 votos a favor de los nuevos cambios sancionaron la normativa.

El debate se extendió por espacio de más de dos horas a pesar de que se sabía el resultado dado que la bancada colorada, que es la mayoritaria, que fue la que el pasado 4 de febrero no permitió la transparencia del financiamiento político, esta vez declinó luego de que los principales líderes partidarios y el Senado bajaron línea que voten a favor del proyecto aprobado en la Cámara Alta, que es la mejor versión del proyecto a ser aplicada en las municipales.

Candidatos deben revelar quiénes financian sus campañas electorales.png

La diputada Rocío Vallejo dijo que no existe duda de que el proyecto reforzará el control y tendrá como efecto mayor transparencia. “Agradecemos al Senado el haber aprobado por unanimidad teniendo como base nuestro proyecto.

Con la declaración de ingresos y egresos de campaña; la fiscalización para la prevención del lavado del dinero y con las sanciones dispuestas, creemos que con esto se le ha devuelto el espíritu que hemos tenido los proyectistas en su momento”, dijo la legisladora ante el pleno.

En el mismo sentido se pronunció el diputado liberal Édgar Acosta. “Para los que hoy apoyan porque saben que los tiempos han cambiado, así como quienes han cambiado su voto, lo hacen convencidos de querer permanecer en el escenario político haciendo lo políticamente correcto, lo mismo sirve y felicito. Al final sirve para la transparencia”, señaló el diputado liberal quien estuvo de acuerdo con el proyecto desde su origen.

En la vereda de enfrente, en la bancada colorada y de la liberal llanista, no tuvieron otra que rectificar su actuación con relación a la última sesión, pero no fue precisamente en tono humilde sino, por el contrario, afirmando vehementemente que siempre estuvieron por la transparencia. “Siempre hemos cumplido con la ley de financiamiento y hemos contribuido siempre con el fortalecimiento de las instituciones democráticas”, dijo el diputado cartista Derlis Maidana.

Con más orgullo que autocrítica, se refirió el diputado Basilio Núñez, uno de los 40 diputados que en primera instancia había destrozado el proyecto de financiamiento.

“Yo estoy orgulloso de mi partido y sus integrantes, porque fuimos los diputados los que empezamos a discutir este proyecto de ley, pero la soberbia de los proyectistas hace que no reconozcan que gracias a que instalamos un debate en pleno receso parlamentario, sale esta ley. Entonces, les hago recordar que gracias a que el partido quiso esto salió”, dijo el diputado.

El diputado llanista Édgar Ortiz también cambió de postura con relación a la sesión anterior donde votó en contra de la transparencia. Aclaró que los cambios del Senado hacen aplicable el proyecto. “Ellos han quitado lo que hemos criticado, entonces tuvimos razón. Nunca estuvimos en contra de este proyecto, desde un primer momento apoyamos”, se jactó.

Fecha. La idea inicial es que esta normativa se ponga en marcha para las elecciones municipales, incluida las internas. Para que eso ocurra la ley debe estar promulgada antes del 7 de marzo.

Cuevas se presentó pero no votó por establecer frenos al “dinero sucio”


El diputado oficialista por el Departamento de Paraguarí, Miguel Cuevas, se presentó a la sesión extraordinaria llevada a cabo en la víspera, para tratar modificaciones a la ley de financiamiento versión Senado. No obstante, al momento de la votación no votó según el registro proveído por Diputados.

Aun cuando un voto ya no incidía en el desenlace favorable que tuvo el proyecto de ley de financiamiento, igualmente Cuevas demostró una vez más estar ajeno al debate sobre transparencia en el control del dinero sucio, que se estableció ayer en la Cámara.
Al cuestionado diputado, imputado por enriquecimiento ilícito se unieron otros doce diputados ausentes durante el tratamiento del primer punto del orden del día de la sesión de ayer.

Discusión. En medio del tratamiento de las modificaciones a la ley de financiamiento político, tres diputados protagonizaron una discusión aparte, motivada por la crítica de la diputada Celeste Amarilla, quienes en un principio estuvieron contra la transparencia.
“Un mensaje a los colegas diputados, de que dejen de ser los ratoncitos de laboratorio. Ciertos diputados son usados para ir al frente y con valentía oponerse a cualquier cosa o apoyar cualquier cosa con mayoría. Ahora, cuando se mide la temperatura de las posturas por la prensa y la ciudadanía y cuando es insostenible lo que se aprobó, los patrones de la calle España y en la calle Mariscal López y los senadores les ordenan cambiar y aquí resta agachar la cabeza ”, dijo Amarilla.

A esto contestó, presumiblemente aludido por lo que dijo la parlamentaria, su colega y correligionario el diputado Édgar Ortiz.

“Con la simpatía que demuestra aquí (por el recinto de Diputados) le va a ser más difícil entrar y deberá duplicar la suma que gastó en comprar votos”, señaló.

67 votos sirvieron para que, de manera unánime, se votara por la versión de financiamiento del Senado.

Dejá tu comentario