Jubilación VIP

Jubilación de parlamentarios es otra afrenta a la ciudadanía

La resolución adoptada por la mayoría de la Cámara de Diputados, al sancionar un proyecto de ley que dispone que los parlamentarios se puedan jubilar con diez años de aporte, tras apenas dos periodos de ejercicio, con el 60% de su salario, constituye otra afrenta a la ciudadanía al consagrar un nuevo escandaloso privilegio para una casta de políticos que con frecuencia proceden de espaldas a los intereses de sus representados, mientras el ciudadano común debe pasar las de Caín para acceder a una jubilación. Queda por ver cuál será la decisión del Poder Ejecutivo a esta medida, que es un despropósito para un país como este.