Economía

Caída del precio de la soja siembra incertidumbre en sojeros locales

Desde hace quince días el precio de los granos de soja mantiene una marcada tendencia bajista y esto está empezando a preocupar a los productores y exportadores paraguayos, reconoció el presidente de la Unión de Gremios de la Producción (UGP), Héctor Cristaldo.

Este año ya se cosechó y acordó la venta de toda la soja de la zafra 2017/2018. Es decir, lo que realmente desconcierta es el panorama que se viene el próximo año, explicó.

“Este año no se sentirá el impacto, pero el año que viene sí con la cosecha y la rentabilidad del rubro y, por ende, de la economía paraguaya”, señaló Cristaldo.

Embed

Lo que más está presionando al precio del mencionado commoditie es la guerra comercial suscitada entre Estados Unidos y China, recordó el referente del sector.

Estados Unidos amenaza con dejar de proveer de granos de soja a China, el principal mercado. Esa posibilidad es la que desequilibra todo el tablero, explicó el presidente de la UGP.

“La siembra que viene puede empezar con un signo de interrogación. Así no cierran los números con los precios de ahora”, dijo.

Si Estados Unidos deja de exportar a China, buscará nuevos mercados, lo cual significa que competirá directamente con Paraguay en algunos de ellos, señaló.

Nuestro país exporta soja a los siguientes destinos: Argentina (62%), Rusia (10%), Unión Europea (6%), Turquía (5%), Brasil (3%), Israel (2%), Egipto (1%), Túnez (1%), Perú (1%), Líbano (1%) y otros (8%), según los últimos datos publicados por la Cámara Paraguaya de Exportadores y Comercializadores de Cereales y Oleaginosas (Capeco).

Y Paraguay no tiene relaciones diplomáticas con China, por lo que no podrá responder directamente a esa demanda, en el caso de que ocurra lo que se teme, agregó.

Zafra 2018/2019. Con los precios actuales, la próxima cosecha no cierra para los productores locales, reiteró Cristaldo.

Los precios actuales de la soja se acercan bastante a lo que eran en el 2015, año en que los productores se endeudaron para poder sobrellevar la coyuntura, señaló el representante de la UGP.

De hecho, muchas de esas deudas se siguen pagando, recordó. “El año que viene también tenemos la incógnita del clima, los costos están subiendo, y luego tenemos los precios. Son tres las variables que condicionan la próxima cosecha”, indicó.

“Desde hace quince días que empezó a venirse abajo rápidamente (el precio de la soja). Creemos que el año que viene estaría en 280 dólares la tonelada a nivel de productor. Este año estuvo arriba de 320 dólares a 350 dólares por tonelada”, recordó.

Es decir, este año se acordaron buenos precios y se aprovechó la buena cosecha que se tuvo. La anterior zafra también fue bastante exitosa, así que los productores locales cuentan con un “colchón” sobre el cual proyectarse para el próximo año, que ya se avizora bastante complicado.

Dejá tu comentario