Arte y Espectáculos

Berta Rojas y Paquito D´Rivera lanzan disco con música paraguaya

La intérprete de guitarra clásica Berta Rojas sigue en la senda del tributo eterno a Mangoré. Con varias piezas compuestas por Agustín Barrios y otros autores paraguayos, desde el martes sale a la venta el nuevo cedé Día y medio / A day and a half, grabado junto al saxofonista cubano Paquito D'Rivera.

El material discográfico será distribuido en Paraguay por las disquerías Zepellin, Music Hall y Quijote. Este es el fruto de la gira que iniciaron ambos artistas hace unos años, en la que compartieron escenario en Uruguay, Argentina, Chile y Paraguay.

En la gira Tras las huellas de Mangoré, ambos intérpretes dieron rienda suelta a la fusión instrumental sobras las obras escritas exclusivamente para guitarra, y el resultado es hoy el disco que refleja la flexibilidad musical que poseía Barrios.

Dos historias y dos tradiciones se juntaron en el estudio de grabación ONMusicRecordings Studio, de Maryland, entre el 5 y el 8 de febrero pasado.

LAS OBRAS. El repertorio mangoreano es tan extenso que grabarlo en su totalidad demandaría años de encierro en un estudio de grabación.

Es por esa razón que Berta eligió las piezas más representativas del ilustre compositor, entre las que figuran Las abejas, Maxixe, Preludio en Do Menor, Danza paraguaya, y Choro de saudade.

Estas composiciones tienen la particularidad sonara que aporta la combinación de las cuerdas de la guitarra con el apacible clarinete y el encanto del saxofón, instrumentos de viento cuya interpretación corresponde a Paquito.

El disco contiene muchos temas más, entre las que se destacan Recuerdo de Ypacaraí, de Demetrio Ortiz; Pájaro Choguy, de Guillermo Breer, Galopera, de Mauricio Cardozo Ocampo, Che trompo arasa, de Herminio Giménez; Mis noches sin ti, de Demetrio Ortiz, Choli, de José Asunción Flores; y Quisiera ser, de Mario Clavel.

Muchos de los temas grabados tienen arreglos de Mauricio Pinchi Cardozo Ocampo, mientras que otros dos de ellos siguen el estilo del arreglador costarricense Edin Solís. Además, una composición cuenta con la participación del sonido del arpa interpretada por Mariano González.

Paquito quedó encantado con las composiciones paraguayas después de absorber el aire folclórico que las envuelve, en su primera visita al país durante la gira sudamericana, cuando actuó con Berta en el Gran Teatro del Banco Central del Paraguay, el año pasado.

Aquella experiencia rica en emociones lo motivó a seguir con la iniciativa de Berta, quien le enseñó los ritmos y melodías paraguayas, y por sobre todo, la figura del compositor Agustín Barrios.

LA CALIDAD SOBRESALE EN DÍA Y MEDIO

Una de las características de este material discográfico es la calidad sonora que posee. La grabación estuvo a cargo de Marcelo Comut, el mismo que ya había sido el responsable de este punto en discos anteriores de Berta, desde Cielo abierto.

De la mezcla se encargó Daniel Freiberg, un conocedor a fondo de las interpretaciones de Paquito por haber trabajado con él en sus discos, además de otras figuras como Marc Anthony, Stephane Grapelli, Regina Carter, Chayanne, Alejandro Lerner y José José, entre otros artistas.

Alan Silverman cuyo nombre en el mundo de la edición es reconocido en el mundo entero, se encargó de la masterización,

Solo por dar una idea, Silverman contaba en el 2007 con más de 30 trabajos que ganaron Grammy. Eso lo convierte en uno de los mejores ingenieros de mastering. Su trabajo se escuchó también en películas de Hollywood.

Dejá tu comentario