Editorial

Asunción debe recuperar su brillo para el disfrute ciudadano

Es necesario que la capital del país sea una urbe amigable para el disfrute y la recreación de sus ciudadanos y visitantes. La Comuna tiene aspectos urgentes que atender en infraestructura. Con varias instituciones debe trabajar articuladamente para desarrollar planes de corto y largo alcance para la Madre de Ciudades. En este Mes de la Patria, Asunción, como testigo principal de nuestra Independencia, debe vestir sus mejores galas. La Policía tiene que reforzar su trabajo preventivo en el microcentro ante la inseguridad reinante.

Asunción debe recuperar su brillo. En este Mes de la Patria urge un hermoseamiento de la ciudad, que sea un motivo suficiente para que la administración comunal realice mejoras en la capital, principal testigo de los actos de la Independencia del Paraguay. La ciudadanía requiere de una urbe amigable para que pueda disfrutar a plenitud de los momentos de ocio y recreación.

La Comuna tiene mucho por hacer. Calles y avenidas de la capital están en malas condiciones, los baches son el sello de cada una. Las quejas de los automovilistas son frecuentes. Las arterias no solamente estructuralmente están deterioradas, sino que falta señalización adecuada.

La situación se transforma en un vía crucis cuando los peatones deben pasar por ciertas veredas de nuestra capital. Más de uno habrá tenido un accidente al circular por ellas por su pésimo estado. La capital de la República refleja hoy una paupérrima condición.

Otro aspecto que no se puede omitir son las plazas. Diversas se encuentran en situación precaria, con poca o nada de iluminación. Las que están en el microcentro son el reflejo del abandono. Varios de estos espacios públicos se hallan en el Casco Histórico de Asunción. Algunos dependen directamente de la Secretaría Nacional de Cultura y están ocupados sin posibilidad de que la ciudadanía pueda disponerlos. La ANDE debe cuidar que estén bien iluminados; al menos en la Plaza Uruguaya ya encendieron algunos reflectores.

El Municipio, como acción prioritaria, debe tapar los baches, pintar y señalizar bien las calles, cuidar las plazas, limpiar y ordenar la ciudad. Luego, en un plan a mediano y largo plazo, realizar otras estructuras urbanísticas como el desagüe pluvial de la avenida Molas López, que bien se está haciendo. La Costanera es un espacio que la ciudadanía está aprovechando con creces.

Mientras, la inseguridad en el microcentro requiere de un control preventivo más eficaz de la Policía Nacional. Los asaltos y robos en la zona son frecuentes.

El transporte público es otra cuenta pendiente. Las reguladas agravan el mal servicio que viene de décadas. Empresarios de este rubro siempre fueron privilegiados con subsidios por el Gobierno Central, a cambio brindan prestación deficiente. El sistema de transporte es vital para aquellos ciudadanos que no tienen medio propio y que quieren compartir en el microcentro con los amigos y familiares. Su mal servicio solo genera quejas y malos ratos. El Viceministerio del área tiene que solucionar la falta de colectivos, especialmente en horas de la noche, cuando es una tortura esperar, y que recrudece después de las 22:00. Hay que modernizar el sistema.

Y justamente… este fin de semana Asunción tendrá una variada agenda cultural, y para el 14 y 15 de mayo, en una semana, en las celebraciones por los 211 años de la Independencia patria, se realizarán festejos presenciales en las calles, tras los dos años de restricciones a causa de la pandemia del Covid. Aparte de visitas guiadas a lugares históricos, como la Casa de la Independencia, también se realizarán ferias gastronómicas en el centro, cine al aire libre, danzas folclóricas latinoamericanas y conciertos, por citar la amplia agenda cultural que se tendrá este mes.

Ante los festejos patrios en puertas es necesario que las autoridades de los diversos estamentos públicos articulen sinergias y que la capital vista sus mejores galas. Que la politiquería quede de lado por un tiempo.

Se deben mejorar las condiciones de la ciudad. Necesita de un hermoseamiento, y que se haga. Ya no puede haber excusas. ¡Asunción debe recuperar su brillo!, que no sea solo un deseo.

Dejá tu comentario