19 de agosto
Sábado
Poco nublado con tormentas
13°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
22°
Lunes
Despejado
11°
23°
Martes
Despejado
17°
27°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Sucesos
lunes 7 de agosto de 2017, 01:00

“Yo logré chutar de nuevo una pelota”

Joshua Vallovera era un niño de 9 años con el sueño de ser un deportista destacado en el fútbol de su querido club Libertad. Sin embargo, no imaginó que aquel anhelo quedaría truncado por un chofer de ómnibus que lo atropelló y lo arrastró sobre la avenida Eusebio Ayala de Fernando de la Mora, hace 10 años.

“Yo fui a un supermercado, a dos cuadras de mi casa, de la mano de mi papá. Al salir de dicho lugar esperamos que el semáforo diera en rojo para cruzar, una vez que enciende cruzamos y un ómnibus en mal estado que venía conducido a una alta velocidad por evitar chocar a los autos parados, subió al paseo centrar y nos atropelló”, comenzó relatando Joshua que actualmente tiene 19 años de edad.

Indicó que su vida dio un giro de 180 grados. “Mis padres entraron en un estado de crisis por la situación presentada, se desmembró una familia, la mía, por la inconciencia de un chofer”, dijo el joven.

Comentó que su diagnóstico fue amputación traumática pierna derecha y pérdida de masa muscular y piel en la pierna izquierda, además de múltiples fracturas.

Sin embargo, resaltó que nunca perdió la fe y con la ayuda incondicional de su familia y amigos pudo volver a jugar al fútbol e incluso el año pasado anduvo en bicicleta.

“Todo está en animarte y no tener miedo, así yo logré chutar nuevamente una pelota y andar en bici con mi hermanita”, comentó Joshua.

Asimismo, Joshua hizo hincapié en que la familia es un apoyo fundamental a nivel social y personal para los periodos de dependencia como de independencia.