22 de agosto
Martes
Despejado
19°
25°
Miércoles
Despejado
24°
33°
Jueves
Mayormente nublado
24°
35°
Viernes
Despejado
23°
35°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Sucesos
sábado 1 de abril de 2017, 01:00

Víctima de la era stronista volvió a su lugar de tortura

La agente fiscal de la Unidad Especializada de Derechos Humanos, Liliana Zayas, fue a verificar los sitios del Departamento de Derechos Humanos de la Policía Nacional –anteriormente Jefatura del Departamento de Investigación de Delitos–, donde Domingo Guzmán Rolón Centurión fue torturado durante el gobierno del general Alfredo Stroessner.

La constitución se realizó en el marco de una carpeta fiscal abierta por la supuesta comisión del hecho punible de tortura del cual resultó víctima Rolón; además, por la supuesta desaparición forzosa de Martín Rolón.

La representante del Ministerio Público estuvo en compañía de la víctima, quien recorrió las instalaciones y certificó que efectivamente se trataba del sitio donde estuvo privado de su libertad a partir del 2 diciembre de 1976, hasta el 2 de diciembre de 1977.

También se presentaron en el sitio los funcionarios fiscales y del Laboratorio Forense del Ministerio Público.

Durante el procedimiento, Rolón logró individualizar objetos similares que fueron utilizados supuestamente para someterlo a apremios físicos y torturas sicológicas.

Además, el equipo de investigación se trasladó hasta el sitio denominado anteriormente La Técnica, que en la actualidad es el Museo del Ministerio del Interior, donde Guzmán Rolón Centurión logró identificar determinados objetos que fueron utilizados para someterlo a agresiones físicas, tales como grilletes, cachiporras, picana eléctrica, entre otros.

Zayas explicó que se individualizó a los supuestos torturadores que habrían desplegado “conductas inapropiadas” contra la humanidad del denunciante.

Antecedentes. Refieren los antecedentes que la víctima habría llegado a Paraguay desde Argentina e inmediatamente detenida y trasladada hasta la Jefatura, que fue allanada ayer.