10 de diciembre
Domingo
Mayormente nublado
20°
30°
Lunes
Parcialmente nublado
22°
32°
Martes
Parcialmente nublado
21°
32°
Miércoles
Mayormente despejado
17°
30°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
miércoles 12 de octubre de 2016, 15:42

Un estudio percibe el crecimiento del uso de drogas sintéticas en los jóvenes uruguayos

Montevideo, 12 oct (EFE).- Un estudio percibe una tendencia y crecimiento en el uso de drogas de síntesis sobre todo en las poblaciones más jóvenes de Uruguay, dijeron hoy fuentes oficiales en el marco de la presentación de esa investigación sobre el consumo, dependencia y la prevención de estas sustancias.

"Si bien la prevalencia es muy baja todavía en Uruguay, ya hay una tendencia o percibimos un crecimiento del uso de las mismas sobre todo en poblaciones más jóvenes", explicó a la prensa el coordinador del Observatorio Uruguayo de Drogas de la Junta Nacional de Drogas de Uruguay (JND), Héctor Suárez.

El análisis, basado en tres investigaciones previas, fue realizado en conjunto por la JND y la Cátedra de Antropología de la Facultad de Humanidades de la Universidad de la República (Udelar) sobre las fiestas electrónicas y las nuevas drogas emergentes: su uso, rituales y finalidades.

De las conclusiones sacadas en las investigaciones, Suárez destacó que "es un tipo de droga de las más adaptadas a lo que es la modernidad, la búsqueda del hedonismo, de la eficacia operativa pero son absolutamente de uso recreativo".

No obstante, advirtió que "no hay una evidencia científica que demuestre la evidencia de una dependencia de las mismas pero si su peligrosidad está en la composición de esas".

"Están en un mercado no regulado y de un trasfondo ilegal importante, no sabemos en definitiva o los usuarios no saben los que están consumiendo cuando consumen", recalcó.

Asimismo, señaló que aunque no se han dado casos de muerte en Uruguay, "no quiere decir que no vaya a haber".

Al respecto de las características del consumidor de este tipo de sustancias, Suárez comentó que el perfil es de unos 25 años de edad, indistintamente de su género, policonsumidor, y destacó que "el 75 % de los jóvenes que han consumido está sustancia son de uso reciente en los últimos meses".

"Hay una responsabilidad nuestra, del Estado y del equipo sanitario, de tener una vigilancia sobre lo que está habiendo en el mercado. Hay un montón de instituciones que están vigilando los componentes de este tipo de sustancias", puntualizó.

Además, insistió en la importancia de que las personas sepan los riesgos que corren al consumir este tipo de sustancias.

El evento, que tuvo lugar en la Torre Ejecutiva, contó además con la presencia de la viceministra de Salud Pública de Uruguay, Cristina Lustemberg, del secretario general de la Junta Nacional de Drogas uruguaya, Diego Olivera y del pro rector de Extensión de la Udelar, Hugo Rodríguez.

La presentación, bajo el nombre de "Drogas de síntesis: Nuevos desafíos para la investigación y estrategias de intervención", estuvo dividido en tres paneles y contó con expertos y autoridades que debatieron sobre la materia.

Por su parte, Lustemberg expresó su preocupación ya que "son drogas que tienen grandes efectos para la salud, se fabrican de forma clandestina, entonces realmente no hay ningún tipo de control en saber los componentes que tiene".

"Eso a todo el Sistema de Salud nos genera a veces una alerta, porque no sabemos cuando los pacientes están con algún grado de intoxicación, pueden ser síntomas severo, se sabe que estás drogas tienen alguna vinculación en algún tipo de fiestas, una imagen social vinculada en algunos ámbitos", reconoció.

La funcionaria aclaró estar trabajando junto con la JND, en un sistema de "alerta temprana" donde todas las instituciones del poder judicial, policial, instituciones de Salud, la JND y la Secretaria alertan de cuándo "hay determinados tipos de sustancias consumiéndose por parte de la ciudadanía".

"Desde el Ministerio de Salud Pública estamos haciendo recomendaciones claras sobre los efectos adversos que tiene consumir y con una percepción de riesgo por parte de la ciudadanía de estas drogas que realmente tienen efectos muy nocivos y graves", concluyó.