5 de diciembre
Martes
Mayormente nublado
22°
32°
Miércoles
Mayormente nublado con tormentas
23°
32°
Jueves
Lluvioso
21°
28°
Viernes
Lluvioso
20°
26°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
jueves 24 de noviembre de 2016, 23:02

Tres muertos más en combates entre el Ejército y las guerrillas en el noreste de Birmania

Bangkok, 25 nov (EFE).- Tres personas más murieron en el noreste de Birmania (Myanmar) en la última ola de enfrentamientos que el Ejército y tres guerrillas de minorías étnicas mantienen cerca de la frontera con China, informó hoy la prensa estatal.

Las muertes, todas ellas civiles, elevan a al menos doce los fallecidos en los combates que tienen lugar desde el pasado fin de semana en el estado Shan tras el ataque conjunto de las guerrillas kachin, ta'ang y kokang contra posiciones del Ejército.

Dos de las últimas víctimas son un padre y un hijo que murieron en el municipio de Namkham cuando el coche en el que viajaban fue alcanzado por un artefacto de artillería lanzado por las guerrillas, según el diario Global New Light of Myanmar.

El otro muerto es el asistente del conductor de un camión que fue tiroteado por milicianos ta'ang mientras circulaba entre las localidades de Kuktai y Muse, donde tuvieron lugar los primeros incidentes de esta última serie choques.

Desde el fin de semana unas 3.000 personas se han visto forzadas a huir hacia China, cuyas autoridades levantaron una protesta ante las birmanas por la caída de varios proyectiles en territorio chino.

La líder de facto del gobierno birmano, Aung San Suu Kyi, se declaró "decepcionada" por estos combates, que suponen un nuevo golpe a sus esfuerzos para alcanzar un acuerdo de paz con las guerrillas.

El gobierno reunió en agosto a 18 de las 21 guerrillas del país en una conferencia de paz, a la que no fueron invitados los ta'ang ni los kokang, y que acabó con declaraciones de buenas intenciones pero sin grandes acuerdos.

Ese diálogo no detuvo la ofensiva en la zona que entonces ya llevaba a cabo el Ejército birmano, al que la Constitución concede amplios poderes, incluidos los ministerios de Defensa, Interior y Fronteras, y poder de veto en el Parlamento.

Una mayor autonomía es la reivindicación principal de casi todas las minorías étnicas de Birmania, incluidos chin, kachín, karen, kokang, kayah, mon, rakáin, shan y wa, y que juntas representan más del 30 por ciento de los 48 millones de habitantes del país.

Birmania ha estado gobernada por generales desde 1962 hasta el año 2011, cuando empezó una transición tutelada por los militares que desembocó en las elecciones del 8 de noviembre de 2015 que ganó el movimiento democrático de Suu Kyi.