20 de agosto
Domingo
Parcialmente nublado con chubascos
21°
Lunes
Parcialmente nublado
21°
Martes
Despejado
17°
25°
Miércoles
Despejado
22°
33°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
País
martes 28 de marzo de 2017, 01:00

Todos los mamógrafos están fuera de servicio en IPS Central

Los dos mamógrafos digitales están fuera de servicio desde hace ocho días en el Hospital Central del Instituto de Previsión Social (IPS). Un promedio de 35 estudios se realizaban por día; 30 agendamientos y 5 casos de urgencias. Ante la situación, las mujeres son derivadas a las clínicas periféricas Nanawa y 12 de Junio, con 15 y 15 pacientes, respectivamente.

La derivación se realiza en horarios en que las clínicas no disponen el servicio. Los técnicos son trasladados hasta Nanawa y 12 de Junio, para cumplir funciones, mientras dure el proceso de reparación de los mamógrafos digitales del Hospital Central.

Los funcionarios del servicio se encargan de avisar a las aseguradas mediante un llamado a sus celulares o líneas bajas que los estudios se realizan en Nanawa y 12 de Junio, señaló la doctora Evelia Cubilla, jefa de Radiología del Hospital Central de la previsional.

“Tratamos lo máximo que los pacientes no tengan que estar yendo y viniendo de un lugar a otro, tratamos de comunicarnos por teléfono. Las máquinas son digitales, entonces todas quieren venir acá”.

Los técnicos deben presentar una nota sobre qué repuestos se necesitan, para realizar la compra. “Estamos esperando el informe de qué partes se tienen que reparar. Debemos hacer las licitaciones correspondientes”, explicó la doctora Cubilla, por lo que no pudo aún precisar en qué fecha estarán operativos de vuelta los mamógrafos.

SERVICIO SATURADO. El Hospital Central solo cuenta con dos mamógrafos, pero las clínicas periféricas del IPS también tienen equipos, entre ellas, Boquerón, Nanawa, 12 de Junio, Capiatá y otros. Sin embargo, los otros aparatos son analógicos, por lo que las aseguradas prefieren la tecnología de los equipos del Hospital Central, lo cual incide en la alta demanda, admitió la doctora Cubilla.

Los agendamientos para el estudio de mamografía tienen fechas ocupadas hasta el 25 de mayo. Mientras duren las reparaciones, no se agenda el estudio de imagen; las aseguradas son derivadas a buscar turno en las clínicas periféricas.

El estudio tiene una alta demanda teniendo en cuenta que es una herramienta que sirve para detectar los casos de cáncer de mama. La espera es de estimativamente 60 días.

Los datos estadísticos revelan que 347 mujeres murieron a causa de la enfermedad en el 2015, según el Ministerio de Salud Pública (MSP).