18 de agosto
Viernes
Parcialmente nublado
19°
29°
Sábado
Poco nublado con tormentas
15°
28°
Domingo
Mayormente despejado
21°
Lunes
Despejado
13°
23°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Sucesos
domingo 2 de julio de 2017, 01:00

“Tardaron demasiado tiempo, hay otros casos que atender”

Para Margarita Durán, víctima de la dictadura (huyó a la Argentina por persecución), la imputación que formuló el Ministerio Público es prácticamente en vano y calificó la determinación como una decisión tomada a destiempo.

“Tardaron demasiado tiempo en imputar a estas personas, creo que en la actualidad hay demasiados casos puntuales que la Justicia debe atender y tener en primer lugar”, explicó.

En ese sentido, explicó que algo urgente que se debe atender es el caso Curuguaty, los problemas campesinos y otros dramas que deberían ser prioridad, consideró.

Tras analizar la imputación de los ex agentes, la mujer manifestó que más bien parece un acto de distracción, una cortina de humo, buscando desviar la atención.

“Para mí no es prioritario porque estas acciones debían hacerlo mucho tiempo antes, con la imputación de los 10 (indagados por tortura), pareciera que se busca distraer a la gente para no atender otras cosas”, manifestó Durán.

ALIVIO. Reflexionó que pudo representar un alivio y estímulo para muchas víctimas si la carpeta fiscal se iniciaba en el momento oportuno.

“Tantas personas pudieron sentirse mejor al saber que se hicieron bien las cosas, ahora pedimos que hagan justicia con otros hechos”, señaló Durán al recordar que sus primos también fueron víctimas direc- tos de la dictadura stronista.

REPUDIO. La mujer explica que recuerda perfectamente a los ex policías que torturaron a muchas personas en las sedes de la mencionada institución durante el régimen del dictador Alfredo Stroessner.

“Conozco muy bien a todos, es más, en tres ocasiones escraché a Eusebio Torres, uno de los implicados. Primero fue en el supermercado, allí le grité que era un torturador, un sanguinario y tuvo que correr del lugar, abandonando la caja del local”, manifestó.

“En otra ocasión cuando fue a la misa a leer una lectura en el altar y luego cuando fue a comulgar, le hice lo mismo”, relató además.

Asimismo, comentó que no se cansará de escrachar a los responsables de la tortura durante la era stronista.

“Siempre que voy a salir ya me preparo para enfrentar y escrachar a esas personas. Me preparo con todo para salir a la calle en caso de encontrarme con ellos. La ciudadanía debe hacer los mismo. No nos debemos cansar de repudiarlos porque han hecho mucho daño”, recomendó la mujer.

La imputación de los mismos se dio a conocer en coincidencia con el Día Internacional de las Naciones Unidas en Apoyo a las Víctimas de la Tortura, que se recordó en la víspera, 26 de junio.

Según datos del Mecanismo Nacional de Prevención contra la Tortura (MNP), aproximadamente el 90% de los detenidos durante la dictadura de Alfredo Stroessner fueron víctimas de tortura.