11 de diciembre
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Parcialmente nublado
22°
32°
Martes
Parcialmente nublado
21°
32°
Miércoles
Mayormente despejado
17°
30°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
domingo 31 de julio de 2016, 21:40

Talibanes lanzan un ataque suicida contra un hotel en Kabul

Los talibanes lanzaron este domingo un ataque suicida contra un hotel en una zona del este de Kabul sin que hasta el momento se haya informado de víctimas, mientras la zona permanece acordonada por las autoridades, que aseguran que en este momento no hay combates en la zona.

EFE.

Los talibanes indicaron en un correo difundido en Kabul que como parte de la ofensiva de primavera lanzaron un ataque suicida con una camioneta llena de explosivos contra el Hotel North Gate, una casa de huéspedes de los "invasores americanos", dijeron.

"Después de que las vallas de seguridad fueran destruidas por la explosión varios muyaidines armados con armas ligeras y lanzacohetes entraron en la casa de huéspedes y realizaron un ataque moral contra los enemigos", señalaron.

El subdirector de la Policía de Kabul, Gul Agha Rohani, explicó a Efe que habían "acordonado completamente el área y no hay combate en este momento".

"No hemos iniciado aún nuestra operación, estamos evaluando la situación, todavía no tenemos ningún informe de víctimas de la explosión", dijo.

Señaló que el área del hotel es un gran complejo con diversos campos, espacios donde habitualmente residen extranjeros de diversas organizaciones.

La detonación se escuchó hasta unos 20 kilómetros de distancia y tuvo lugar sobre la 01.25, hora local (20.55 GMT), coincidiendo con un corte de electricidad generalizado.

"La gran explosión tuvo lugar en el área de Serahi Alokozai, en la carretera de Jalalabad en Kabul", dijo a Efe una fuente del Departamento de Emergencias del Ministerio de Interior afgano.

Kabul fue reiteradamente escenario de ataques mortales en los últimos meses. Hace diez días sufrió un mortífero ataque del Estado Islámico contra una manifestación de la minoría étnica hazara de religión chií, que dejó 80 muertos y más de 300 heridos.

En abril, los talibanes lanzaron otro ataque dirigido contra los órganos de inteligencia en la capital que provocó 64 muertos y más de 300 heridos.