4 de diciembre
Domingo
Parcialmente nublado
19°
31°
Lunes
Mayormente despejado
21°
34°
Martes
Parcialmente nublado
23°
33°
Miércoles
Mayormente nublado
23°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
martes 13 de septiembre de 2016, 19:05

Simón Peres se encuentra en un coma inducido tras sufrir hemorragia cerebral

Jerusalén, 13 sep (EFE).- El expresidente israelí y premio Nobel de la Paz Simón Peres, de 93 años, se encuentra en un coma inducido y conectado a un respirador, tras sufrir esta noche una hemorragia cerebral grave, informaron fuentes médicas.

El director del hospital Shiva de Tel Hashomer (a las afueras de Tel Aviv), Izik Krais, señaló que tras hacerle diversas pruebas se ha inducido en un coma a Peres, que está intubado y acompañado por sus familiares más cercanos, informó el diario israelí Haaretz.

En las próximas horas, señaló el facultativo, la familia del exmandatario deberá tomar decisiones sobre cómo proceder.

"En estos momentos el daño (cerebral) no es el principal asunto. Estamos trabajando para llevarle a un punto en que su vida no esté en peligro", señaló el jefe de la unidad de cardiología del centro médico, David Orión.

El rabino jefe ashkenazí de Israel, David Lau, ha pedido a la población que rece por Peres "quien hizo mucho bien en su largo servicio por el pueblo de Israel y para fortalecer la seguridad" del país.

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, habló esta noche con el director del hospital para conocer de primera mano su evolución.

Por su parte, el sucesor de Peres al frente de la Presidencia, Reuvén Rivlin, aseguró en un comunicado que "sigue con preocupación los partes del hospital y reza con todo el pueblo" por la recuperación de su "amigo Simón".

El lunes de la semana pasada Peres fue intervenido para colocarle un marcapasos, después de varios incidentes cardiovasculares en el último año, incluidas varias dolencias cardiacas, arritmias y una operación para ensancharle una arteria.

Peres presidió Israel entre 2007 y 2014, ocupó dos veces el cargo de primer ministro y otras dos el de primer ministro interino y fue doce veces ministro en las más de seis décadas que ha estado en activo en la política israelí.

En 1994, tras la firma de los Acuerdos de Oslo, recibió el premio Nobel de la Paz junto al primer ministro israelí Isaac Rabin y el presidente palestino, Yaser Arafat, fallecidos en 1995 y 2004, respectivamente.